x

Alza del cobre anticipa mayor inversión en el sector, pero genera desincentivo en rubros no mineros

Depreciación del dólar afecta la competitividad de las exportaciones no tradicionales, dice Jorge Selaive, economista jefe de BBVA.

(El Mercurio) Las favorables condiciones externas que conllevan una mayor demanda de exportaciones constituyen una buena oportunidad para levantar la inversión en actividades no mineras. Sin embargo, un estudio de BBVA Research revela que no hay proyectos significativos en perspectiva.

La inversión vuelve a inclinarse por la minería, dado el mayor precio del cobre, con más proyectos estatales que privados, aunque su monto está lejos de los niveles de 2010-2012 bajo el boom del precio del metal.

BBVA corrigió levemente a la baja su proyección de inversión en formación bruta de capital fijo desde una caída de -0,5% para 2017 en su estimación previa, a una contracción de -0,7%. Sin embargo, para 2018 anticipa un aumento de 2,9%; esto es, 0,5 puntos porcentuales más que antes.

Las peores cifras para este año corresponden a construcción, mientras que maquinaria y equipos tendría un crecimiento acotado, pero con mejores bases a futuro, por un tipo de cambio favorable a la importación de bienes de capital. “La recuperación de confianzas es clave para que ello se manifieste”, señala.

BBVA también realiza un fuerte ajuste en la proyección de inversión transable no minera. Prevé una caída de 10% este año y de 7% en 2018, en comparación a estimaciones de expansión de dos dígitos previstos anteriormente.

El gran problema de la economía chilena es la acotada diversificación productiva, no obstante la recuperación de los términos de intercambio con el alza del precio del cobre y la apreciación del peso, resta incentivos a la inversión en sectores transables no mineros y “genera renovados incentivos para especializar y focalizar inversión en la minería”, expresa el estudio.

La inversión transable no minera sigue determinada por proyectos específicos que, por temas judiciales, no han logrado concretarse, como el caso del sector forestal.

El catastro de proyectos para el próximo quinquenio se concentra en minería, energía y obras públicas, y los de mayor monto corresponden a minería estatal (mina subterránea Chuquicamata y nuevo nivel de la mina El Teniente). En el sector privado destaca el proyecto inmobiliario Piedra Roja, en la Región Metropolitana.

Jorge Selaive, economista jefe de BBVA, no cree que el alza del cobre sea tan persistente considerando que la economía china se está gradualmente desacelerando. Estima que lo que hoy incide fuerte en el precio de los commodities es la debilidad global del dólar, la cual tendería a disiparse si el gobierno de Trump en Estados Unidos finalmente entrega un paquete fiscal y una reforma tributaria que satisfagan las expectativas que generó durante su campaña.

En el último trimestre el peso chileno ha sido la moneda que más se ha apreciado en el mundo. Para evitar que continúe desincentivando la inversión de sectores exportadores no tradicionales, Selaive plantea tres elementos: aumentar la productividad, haciendo más con menos; un gasto público acotado que crezca entre 2% y 3% en 2018 y una política monetaria más laxa o con recortes de tasa de interés en el margen, que contribuyan a depreciar el peso.

Comentarios

Conectate con