x

Fiscalía Económica visa compra de Joy Global por Komatsu

La entidad que lidera Felipe Irarrázabal descartó que haya riesgos a la competencia.

(El Mercurio) La Fiscalía Nacional Económica (FNE), entidad que encabeza el fiscal Felipe Irarrázabal, dio luz verde en Chile a la adquisición de la totalidad de las acciones de la estadounidense Joy Global por parte de la gigante japonesa Komatsu, que pasó a tomar su control. Ambas compañías son proveedoras de maquinarias e insumos para la minería de superficie en el mundo y cuentan con presencia en el país.

El valor total de la operación a nivel global, que fue anunciada el año pasado, fue de US$3.700 millones. De esa cantidad, US$2.900 millones corresponden a la cancelación de las acciones, mientras que US$ 800 millones se vinculan al endeudamiento pendiente de Joy Global. En Chile, Komatsu fue asesorada por José Joaquín Ugarte y Santiago Ried, del estudio Ugarte, Ried & Correa, mientras que Joy Global fue apoyada por el abogado Claudio Lizana, del estudio Carey & Cía.

Las compañías optaron voluntariamente en el país por someter la operación a la aprobación del organismo persecutor en octubre del año pasado, siendo esta una de las últimas gestiones de notificación voluntaria de control de operaciones de concentración antes de la entrada en vigencia de la nueva normativa en junio del presente año.

Operación sin riesgos

Después de cuatro meses de investigación, que estuvo centrada en el mercado de la minería de superficie, la FNE decidió aprobar la adquisición por parte de Komatsu, pese a detectar ciertas superposiciones en la provisión de maquinaria destinada a la etapa de carguío del proceso extractivo, así como también respecto de otros servicios, equipos e insumos mineros. Así, la FNE sostuvo que “sin perjuicio de las superposiciones existentes, esta Fiscalía descartó eventuales riesgos a la competencia”.

Entre los elementos que la FNE consideró para descartar riesgos a la competencia se encuentran la fuerte segmentación de los productos, la existencia de diversos proveedores de los mismos -siendo Caterpillar el principal de ellos- y la existencia de clientes de gran tamaño, como Codelco, BHP y Anglo American, entre otros.

Cuatro meses duró la investigación de la Fiscalía Nacional Económica para determinar la existencia de posibles riesgos a la competencia derivados de la operación.

Comentarios

Conectate con