Esta publicidad se cerrará en segundos Cerrar
El Pachón
El Pachón

Minera Pachón acusa a Los Pelambres de dilatar medida judicial en litigio por residuos

La minera argentina demandó en mayo de 2014 a Pelambres por la instalación ilegal en sus terrenos con aproximadamente 50 millones de toneladas de escombros y casi 500 neumáticos mineros de gran escala.

(Estrategia) La minera argentina Pachón, controlada por la suiza Glencore, acusó hoy a la minera Pelambres de dilatar el cumplimiento de una medida judicial que le obliga a remediar residuos arrojados en territorio argentino.

“Pelambres insiste en dilatar el cumplimiento de la medida cautelar ordenada por la Justicia argentina”, afirmó hoy Pachón en un comunicado.

La minera argentina demandó en mayo de 2014 a Pelambres, controlada por Antofagasta Minerals, por la instalación ilegal en sus terrenos de un botadero con aproximadamente 50 millones de toneladas de escombros y casi 500 neumáticos mineros de gran escala.

De acuerdo a lo interpuesto en la denuncia, estos residuos han cubierto y afectado lagunas y bofedales de la Cordillera de los Andes.

Según medios locales, los residuos fueron arrojados en una zona que se interna 1,35 kilómetros en Argentina, en terrenos propiedad de Pachón, y al momento de iniciarse el litigio Pelambres alegó que para elegir ese sitio se basó en una cartografía errónea.

En marzo pasado, el juez Miguel Gálvez, de la provincia argentina de San Juan , ordenó a Pelambres, mediante una medida cautelar, a presentar en un plazo de treinta días un plan para el control ambiental de los residuos generados en Chile y arrojados al otro lado de la frontera, en territorio de la mina Pachón.

“Habiendo transcurrido ya casi seis meses de haber recibido una orden judicial para ejecutar trabajos para la protección del medio ambiente, Pelambres continúa sin iniciar los mismos, en un claro intento de privilegiar sus costos por sobre el cuidado ambiental”, indicó Pachón.

Según la empresa argentina, la presentación judicial realizada por Pelambres en respuesta a la medida cautelar “consiste solo en un nuevo intento de dilatar el cumplimiento de la orden judicial decretada en marzo”.

Pachón acusó a Pelambres de “pretender cerrar definitivamente la escombrera” sin retirar los residuos dejados en un área propiedad de la mina argentina.

Según la empresa controlada por Glencore, la pretensión de Pelambres “no solo viola el derecho de propiedad de Pachón sino también la Constitución argentina, que prohíbe la entrada y permanencia de este tipo de residuos a su territorio”.

La minera argentina aseguró que la presentación hecha por Pelambres no especifica un cronograma de trabajo “serio y completo” e insiste en condicionar la ejecución de los trabajos a permisos de Argentina y Chile.

Según Pachón, los trabajos para retirar los residuos se pueden realizar desde Argentina y con contratistas y mano de obra local. Para ello, la firma argentina asegura que pone a disposición los caminos y la infraestructura de su mina para la ejecución de las maniobras de remoción de los escombros y los neumáticos.

Pachón insistió en que Pelambres debe comenzar a dar cumplimiento a sus obligaciones en forma “urgente” y pidió a la Justicia que fije un cronograma “claro y concreto” para que la minera chilena presente toda la información que el Ministerio de Minería de San Juan considere necesaria a fin de emitir la autorización para la ejecución de los trabajos.

Temas Asociados