x

Mine-Class y Codelco presentan buenas experiencias y casos de éxito de acreditación en faena con capacitación online

En el contexto de la 71ª Convención Anual del IIMCh, se presentaron los avances y resultados del primer piloto nacional de capacitación online para contratistas, proceso que logró ahorros de US$27 millones al reducir el tiempo de 35 a sólo 10 días.

Reducir los tiempos de acreditación de proveedores y colaboradores externos, representa uno de los principales desafíos de la industria minera. Este proceso dura, en promedio, 38 días – y en algunos casos, llegan a 75 días -, situación que le cuesta al sector US$500 mil al año, de acuerdo con cifras de la Comisión de Productividad.

Para cambiar esta realidad, Codelco y Mine-Class se unieron para implementar un piloto que agilizan este proceso, a partir de la incorporación de plataformas de educación virtual que permiten estandarizar los procesos de cada división a nivel corporativo, a través de los programas de capacitación “Inducción Persona Nueva” y “ODI Riesgos Naturales Andina”. Ambos se implementaron en un proceso de 18 meses, desde que inició la crisis sanitaria, y tuvieron como objetivo la inscripción centralizada y autorización de terceros; junto con el diseño de una credencial única de acceso a los centros de trabajo y la homologación de documentos, entre otras iniciativas.

Para dar a conocer más sobre la iniciativa y cómo se implementó este esquema de trabajo, la estatal y Mine-Class presentaron sus resultados y avances en la acreditación online, en el marco de la 71ª Convención Anual del Instituto de Ingenieros de Minas de Chile, con la charla “Mejoras en acreditación en faena con capacitación online”.

En la instancia, el director corporativo de Gestión de Empresas Contratistas de Codelco, Gerardo Vega, destacó que este pilotó incorporó importantes beneficios para la corporación, donde la reducción de tiempos de 35 a 10 días fue uno de los más cruciales, junto con abordar desafíos integración tecnológica en momentos claves de la pandemia, dando así, continuidad operacional a las faenas.

Previo a incorporar la capacitación online, en Codelco destinábamos un día a la semana para este proceso, donde reuníamos a todas las empresas que requerían acreditarse a una instancia presencial para inducción de personas. Y si éstas no podían participar en la fecha fijada, debían esperar una semana para la capacitación de sus colaboradores lo que implicaba un retraso en el ingreso a faena de estos trabajadores, con todos los costos asociados que esto implica para la empresa y el rubro minero”, puntualizó Vega.

“Para nosotros este piloto fue una experiencia muy importante, dado que al ser asincrónico el trabajador puede capacitarse cuando quiera reduciendo tiempos de espera cruciales para la industria. Además, sus certificados se obtienen de manera inmediata permitiendo que los trabajadores puedan ingresar en un corto período de tiempo a faena”, agregó el ejecutivo de la estatal.

En tanto, Vega destacó que el modelo de Mine – Class cuenta con altos estándares de seguridad y autenticación digital, situación que evita suplantaciones de identidad gracias a un sistema de identificación facial que permite garantizar que cada trabajador está recibiendo la capacitación que requiere para cumplir sus funciones en faena.

Transformación digital

El CEO de Mine-Class, Claudio Valenzuela, destacó que esta iniciativa ha permitido capacitar a más de 47 mil trabajadores y trabajadoras de empresas contratistas de División Andina y áreas corporativas, y a más de 500 personas diarias.

La pandemia no sólo supuso desafíos, sino que importantes oportunidades para avanzar hacia una minería 4.0, donde el apoyo tecnológico permita optimizar tiempos, rentabilidades y mejorar estándares de calidad. En este sentido, la incorporación del e-learning se tradujo en que los colaboradores no debían invertir tiempo en traslados, en consecuencia, aumentando el riesgo de contagios, rebrotes y cuarentenas en faena. Hoy, estamos en un momento crucial de transformación tecnológica de la minería, y estos esquemas sin duda debieran permanecer en el tiempo”, puntualizó.

Valenzuela también resaltó que este proceso de adaptación de lo presencial a lo digital enfrentó importantes desafíos, los cuales pudieron sortear exitosamente. Entre ellos destacó la diversidad de usuarios que accedían a la plataforma, lo que implicaba contar con personas de distintos niveles educativos; adaptación de usuarios con baja digitalización; y la eliminación de firma en papel de procesos de acreditación, lo que obligaba a la presencialidad y extendía los tiempos.

Finalmente, desde la cuprífera reconocieron que el impacto de este programa ha sido tan importante para la operación de las faenas que buscan replicar este y otros pilotos, en base a educación online, en otras divisiones de Codelco.

Comentarios

Conectate con