Antofagasta plc informó que registró ingresos por US$1.785,9 millones durante el primer semestre de 2015, un 31,4% menos que en igual período del año anterior. Este resultado refleja la fuerte disminución en el precio del cobre y de subproductos durante este año, lo que fue parcialmente compensado por la venta de Aguas de Antofagasta y una baja en los costos totales de operación, detalló la compañía.

Diego Hernández, CEO de Antofagasta plc, señaló que, “con nuestro buen balance financiero y las operaciones realizadas para la generación de caja, estamos bien posicionados para enfrentar el actual punto bajo en el ciclo de precios del cobre. Nuestra posición financiera, que ha sido recientemente mejorada por la venta en junio de Aguas de Antofagasta, nos permite mirar la situación actual del mercado como un momento de oportunidades y desafíos”. Tras la venta de Aguas de Antofagasta, la que se materializó el 2 de junio, por una cifra aproximada de US$947 millones, Antofagasta plc se concentrará en el foco principal de su negocio: la producción de cobre y el desarrollo de futuros proyectos mineros, resaltaron desde la empresa.

Junto a lo anterior, destacaron que en estos primeros seis meses de 2015, la producción de cobre del grupo fue de 303.400 toneladas, 12,9% más baja que en el mismo período del año anterior, debido a menores leyes de mineral y a un menor rendimiento en Los Pelambres. En cuanto a los costos totales de la operación, llegaron a US$1.224,3 millones, un 18,8% menos que en 2014, lo que va en línea con la política de reducción de costos del Grupo, la cual se mantendrá.

“A lo largo de este período de menor precio del cobre, Antofagasta se ha enfocado de manera rigurosa en el control de costos de nuestras operaciones, por lo que esperamos ahorrar US$160 millones en 2015. Contamos con activos de buena calidad y disciplina de capital, lo que nos permitirá mantener nuestra posición competitiva en este entorno desafiante y, cuando el ciclo del cobre comience a recuperarse, estaremos bien preparados”, indicó Hernández.

El EBITDA de este periodo fue de US$561,6 millones, un 48,6% menos que lo alcanzado durante la primera mitad del año anterior. Esto se debe, principalmente, a los menores ingresos, los que fueron compensados en parte por costos de operación más bajos. Proyectos de crecimiento Por otra parte, durante el primer semestre de 2015 Antofagasta plc anunció la compra del 50% de Minera Zaldívar a Barrick Gold, lo que se traducirá en mayores ingresos y un aumento en el flujo de caja del Grupo cuando la transacción esté completada.

Sobre este acuerdo, el CEO de Antofagasta plc comentó que “el mes pasado se anunció la adquisición del 50% de la mina de cobre de clase mundial Zaldívar. Este es un activo de alta calidad y, cuando esté completada la transacción, impulsará la producción del Grupo y se traducirá en ganancias y flujo de caja. Esta fue una oportunidad única para adquirir un activo de cobre de buena calidad. Esperamos que este nuevo joint venture con Barrick Gold en Zaldívar permita aprovechar la experiencia de ambas compañías para capturar sinergias operativas y administrativas”.

Respecto al foco operacional que tendrá la compañía para la segunda mitad del año, con el fin de cumplir con las metas propuestas, Diego Hernández explicó que “operacionalmente continuamos enfocándonos en la puesta en marcha de Antucoya, que está previsto que comience su producción durante el tercer trimestre de 2015. En conjunto con Zaldívar y la expansión reciente de capacidad de Centinela Concentrados a 105 mil toneladas por día, esperamos que esto se traduzca en un crecimiento sostenido para 2016. También estamos estudiando más opciones de desarrollo en nuestros principales distritos mineros, en Los Pelambres y Centinela, lo que generará una cartera de oportunidades de crecimiento en los próximos años”.