“Estamos analizando la posibilidad de ir incorporando flotas eléctricas, particularmente dentro y a las faenas”, adelantó a este medio el vicepresidente de Asuntos Corporativos y Sustentabilidad de Antofagasta Minerals, René Aguilar.

De esta forma, el grupo minero seguiría los pasos de otras compañías, como Codelco, que están incorporando la electromovilidad en sus instalaciones. La estatal impulsa desde fines del año pasado un plan piloto en algunas de sus divisiones de la zona norte, donde vehículos eléctricos están siendo empleados para el transporte de personal y de materiales.

Energía limpia

En otro plano, René Aguilar se refirió a cómo Antofagasta Minerals tiene considerado enfrentar el cambio climático en sus operaciones. En esta línea dijo que “hemos hecho un compromiso formal y concreto en cuanto a la reducción de emisión de gases de efecto invernadero. Nosotros nos hemos comprometido entre 2018 y 2022 a reducir 300.000 toneladas de emisiones de gases de efecto invernadero”.

En este contexto, precisó que la compañía ha sido pionera en incorporar a su matriz energética, energías renovables convencionales y no convencionales, en particular en Pelambres, donde más del 50% de la energía que se utiliza tiene origen renovable, “y lo mismo estamos buscando para las faenas del norte”, sostuvo.

“De hecho, a contar de 2022 Minera Zaldívar va a ser la primera minera en Chile y probablemente en América que va a estar abastecida 100% con energía renovable”, agregó.