Directorio de ENAP autorizó nueva exploración de gas en Magallanes

Dic 2, 2005

Trabajos de mantenimiento y modernización realizados durante los 45 días de detención permitirán reducir en 20% las emisiones de azufre y en 10% las de material particulado, operando muy por debajo de lo exigido por la norma ambiental

No sólo de la licitación de la planta de GNL está preocupada por estos días la Empresa Nacional del Petróleo (Enap). La firma está trabajando a full en la exploración de pozos de gas natural en el extremo sur del país, sobre los que tanto la propia compañía como el gobierno tienen elevadas expectativas. El directorio de la estatal autorizó en una reunión de directorio este martes el inicio de nuevas exploraciones en esa zona, que se suman a las que viene realizando en la isla Tierra del Fuego.

Altas fuentes del directorio comentaron que la compañía autorizó el uso de fondos para comenzar a levantar información sobre un yacimiento que se encuentra a unos 180 kilómetros al norte de Punta Arenas. “Aprobamos hacer el trabajo exploratorio previo, en un sector que queda cerca de la refinería de petróleo Gregorio, que está en el Estrecho de Magallanes casi al llegar a Argentina. Ahí también hay un sector donde podríamos encontrar gas”, comentó un miembro del directorio.

La petrolera se encuentra actualmente realizando varias prospecciones en la zona conocida como Lago Mercedes, que se ubica a unos 170 kilómetros al sureste de Porvenir, en el corazón de la isla Tierra del Fuego. Allí ha invertido del orden de US$ 10 millones en las distintas perforaciones para cuantificar su magnitud, según la estimación inicial incluida en el estudio de factibilidad ingresado a la Conama.

Pese a que hasta ahora no existen cifras concretas sobre este yacimiento, la fuente dijo que están muy optimistas. “Ahí tenemos una fuente de abastecimiento de gas importante, no se sabe bien cuánto, pero es importante”, dijo. De hecho, anteriormente la estatal definió la búsqueda en la Duodécima Región como “de carácter estratégico nacional dada la crisis energética actual”, con restricciones cada vez mayores desde Argentina.

Interés
Una de los principales motivaciones de la estatal es explorar una zona que podría ayudarle a responder a los contratos de abastecimiento que hoy tiene con empresas como Methanex, y asimismo satisfacer su propia demanda (unos 1,3 millones de metros cúbicos). Pese a que en algún momento se especuló que el hidrocarburo que podría obtenerse en el sur serviría para abastecer al centro del país, no se tienen cuantificaciones lo que no hace posible pensar en proyectos de instalación de gasoductos o plantas convertidoras para GNL.

En medio de la discusión por una mayor diversificación de la matriz energética chilena, a propósito de los recortes trasandino, la estatal también tiene en la mira otros proyectos de exploración de gas. En octubre pasado el gerente general de la firma, Enrique Dávila, afirmó que estaban mirando oportunidades en esta materia también en Venezuela.

Respecto a la planta de regasificación de gas natural licuado que instalará en la Quinta Región, se espera que la estatal realice dentro de las próximas semanas -siempre en diciembre- la adjudicación del proceso de licitación.

Fuente/El Diario

Lo último
Te recomendamos

REVISTA DIGITAL

Temas relacionados

Suscríbase al Newsletter Minería Chilena