Codelco lanza plan de inversión para Teniente por US$ 2.000 millones

Dic 17, 2007

Construcción de un nuevo nivel de la mina, que se espera esté operando en 2016, costará US$ 1.500 millones.

No sólo de conflictos laborales vive Codelco. La gerencia divisional lanzó la semana pasada su proyecto «Teniente Futuro», que supone una modernización total de su mayor mina subterránea y su segunda división más productiva, tras Codelco Norte (Chuquicamata, Mina Sur y Radomiro Tomic).

Y el plan es, en sí, sumamente ambicioso. De entrada, contempla una inversión de US$ 2.000 millones; de los cuales, US$1.500 serán gastados en la construcción de un nuevo nivel mina, para pasar a un ritmo de extracción de 180 mil toneladas por día.

Según un documento interno de la minera estatal, las reservas conocidas de El Teniente superan los 1.500 millones de toneladas de mineral, con una ley de cobre del 0,96%.

La idea es construir un «nuevo nivel de hundimiento que podría estar 100 metros bajo el actual nivel Teniente 8», agrega el documento. La construcción comenzará en 2009 y estará operativa, según los planes actuales, en 2016. Además, este nuevo nivel deberá prever futuras inversiones.

La producción anual de cobre, según explicó el gerente de sustentabilidad de El Teniente, Jorge Sanhueza, no subirá en una primera etapa, porque las inversiones tienen como norte mantener el ritmo actual de producción, considerando que, en adelante, las leyes caerán.

«»Teniente Futuro» está orientado a mantener el nivel de producción que tenemos. Si no se desarrollara, la producción caería drásticamente», señala.

Millonaria planta

Tras el proyecto del nuevo nivel mina, Codelco proyecta para 2020 la expansión de sus plantas, que considera una inversión de al menos US$ 500 millones.

Se espera que este proyecto esté operativo hacia 2023.

«El actual mercado del cobre es la principal oportunidad para emprender un proyecto de esta envergadura. Se estima que la alta demanda de cobre se mantendrá por los próximos años, impulsada fuertemente por el crecimiento de China e India», plantea el gerente general de la división El Teniente, Ricardo Álvarez.

«En este es escenario, El Teniente cuenta con dos grandes ventajas comparativas: su yacimiento, con reservas superiores a las 40 millones de toneladas de cobre fino, y su gente», plantea el ejecutivo.

«Si no hiciéramos este proyecto, con la mina en franco descenso de sus leyes, en 2010 se acabaría Teniente (…) Pero lo queremos aprovechar y, además, hacer una reinvención de los sistemas de gestión como una verdadera oportunidad para construir una empresa líder», asegura Sanhueza.

TENIENTE FUTURO

Si la empresa no hiciera este proyecto, esta mina se acabaría en 2010 por el descenso de sus leyes.

Fuente / El Mercurio

Lo último
Te recomendamos

REVISTA DIGITAL

Temas relacionados

Suscríbase al Newsletter Minería Chilena