Cómo se prepara Antofagasta para Exponor 2017

La feria minera, que se realiza en el norte de Chile año por medio, deriva en una amplia gama de oportunidades de negocios para el comercio local, generándose en torno a ella una nutrida red de servicios para los visitantes.

Exponor 2017 ya está en la cuenta regresiva para transformar a la Región de Antofagasta en el centro neurálgico de uno de los principales encuentros mundiales de la minería.

La feria trae consigo un abanico de posibilidades para distintas áreas del comercio local, gracias a una amplia demanda de servicios, en una zona que busca liderar el turismo de negocios, gracias a que concentra, en una sola región, a diez grandes compañías mineras.

El desafío de aprovechar este potencial va de la mano de responder a demandas y brechas detectadas en versiones anteriores de Exponor, particularmente relacionadas con la capacidad hotelera en las principales ciudades de la región y los emprendimientos destinados a prestar servicios a grandes eventos.

En este sentido, Fernando Cortez, gerente de la Asociación de Industriales de Antofagasta (AIA), entidad organizadora de la exhibición, hace ver que las oportunidades generadas en Exponor no son sólo para los expositores y visitantes, sino que benefician también a la ciudadanía, que logra vincularse prestando sus servicios a la feria, en ámbitos como los de seguridad, aseo, suministro de agua y retiro de aguas negras, arriendo de buses para recorrido, movimiento de tierra y mantención de caminos, generadores y petróleo, retiro de basura, entre otros.

A estos se agregan prestaciones para quienes exponen y visitan la feria, como moduladores de stands, cafeterías, traslado de personal, confección de ropa corporativa, almuerzos, catering, personal de apoyo, impresión de folletos y gráfica, entre otras.

Mauricio Libano, presidente de la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo de Antofagasta, comenta que el desarrollo de Exponor es una atractiva oportunidad para el turismo local, la hotelería y los servicios gastronómicos. “Este encuentro se traduce en una alta demanda de hoteles, que llegan al 100% de ocupación, sumado al consumo de servicios gastronómicos que no sólo se extiende por los cinco días de feria, sino que incluso alcanza los diez días”, comenta.

Alojamiento

Según las estimaciones de la AIA, la demanda de hospedaje podría superar las 800 habitaciones, de acuerdo con el catastro de la última versión de Exponor, realizada en 2015. La asociación cuenta con convenios con algunos hoteles de la ciudad (Del Desierto de Enjoy, Spark, Florencia y NH), para asegurar la disponibilidad, especialmente para los expositores extranjeros.

Asimismo, dada la alta demanda de alojamiento, que supera a la oferta hotelera local, la comunidad antofagastina suele arrendar sus inmuebles durante la exhibición.

En este ámbito, la AIA desarrolló un sistema de coordinación, en conjunto con 12 corredoras de propiedades acreditadas, para garantizar el cumplimiento de estándares de calidad y una óptima disponibilidad de inmuebles, que considera que los visitantes puedan acceder a información actualizada sobre las opciones de arriendo de casas o departamentos, a través de en un sistema web centralizado.

“Los interesados deben escribir un correo a alojamiento@exponor.cl para coordinar la solicitud, de modo que nosotros la derivemos a los corredores. Lo importante es que indiquen el sector donde se ubica el inmueble, cuántos baños y estacionamientos posee y que estén con internet wifi”, detalla Alicia Reyes, directora de Promoción de la AIA.

Turismo de negocios

Para Fernando Cortez, Exponor marca un hito en materia turística, principalmente de negocios. Por esto, la entidad cuenta con una unidad estratégica denominada “Antofagasta Convention  Bureau”, que nace para potenciar este nicho a nivel regional.

Según advierte la encargada de Sector Turismo de Corfo Antofagasta, Carolina Sandoval, la estrategia de intervención del Programa de Turismo de Negocios, PTI, apunta a transformar la región en un polo de turismo de negocios grupal o MICE (Meeting, Incentives, Congress and Event), para competir con otras ciudades como Puerto Varas, Santiago y Viña del Mar en la realización de eventos relacionados con las vocaciones productivas de la zona, como son minería, astronomía y energía.

“Las comunas de Antofagasta y Calama están aprovechado la ubicación geográfica inmejorable por su cercanía a las empresas mineras, puertos y centros astronómicos más importantes del país para atraer eventos de esas temáticas a la región, así como también se está posicionando como un importante eje comercial y de integración con las regiones y provincias miembros de Zicosur (zona de integración del cono suroeste americano), brindando una importante plaza de negocios para su interacción con el mercado de Asia Pacífico”, señala Sandoval.

En opinión de la ejecutiva, la Región de Antofagasta cuenta con ventajas inigualables en turismo de negocios, entre las cuales menciona su “amplia oferta en infraestructura hotelera y de servicios orientados a la producción de eventos, congresos y convenciones con excelentes estándares de calidad, además de una gastronomía de primer nivel”.

También destaca su conexión con todo el país y el mundo por medio de transporte aéreo, marítimo y terrestre, con más de 16 vuelos diarios entre Antofagasta y Santiago y otros diez que conectan Calama con la capital, además de un vuelo internacional, desde Lima.

Logística y otros

Para que la ciudad esté preparada ante eventos de la magnitud de Exponor, en mayo de 2016 la AIA, la Intendencia Regional de Antofagasta y la Municipalidad de Antofagasta, firmaron el “Acuerdo de Protocolo de Ciudad”; una hoja de ruta que establece los requisitos básicos que se deben cumplir para realizar este tipo de encuentros, incluyendo los permisos y las autorizaciones mínimas requeridas por las distintas autoridades locales.

En materia vial, Fernando Cortez adelanta que, gracias a los aprendizajes obtenidos de las últimas versiones y junto con la Seremi de Transportes de Antofagasta, establecieron un plan de gestión para minimizar el impacto vial de la feria en la ciudad.

Paralelamente, en el ámbito de servicios gastronómicos, la asociación se encuentra  trabajando en fortalecer el espacio de “Patio de Comida” en el recinto ferial, donde emprendedores de foodtrucks puedan vender sus productos en el evento, un sector que se ha posicionado fuertemente en la capital regional.

Recomendaciones

  • En términos logísticos, la AIA sugiere organizarse con tiempo, planificar agendas y los turnos del personal, y adelantar gestiones de alojamiento, pasajes, traslados y alimentación, entre otras.
  • En caso de arrendar, se recomienda preferir inmuebles identificados con el icono “Propiedad Certificada”, en la página oficial: www.alojamientoexponor.cl.
  • Se aconseja seleccionar proveedores con antelación, los que se pueden contactar a través de la página: http://www.exponor.cl/proveedores.html, donde los expositores podrán encontrar servicios de transporte, alimentación, entre otros.
  • Exponor contará con buses de acercamiento (diez aproximadamente) para el traslado de expositores a la feria.
  • Para promover el turismo en paralelo a la feria, la AIA cuenta con una lista de “tour operadores recomendados” en su sitio web: exponor.cl.
  • A la hora de optar por un circuito turístico, la página oficial del evento cuenta con un completo folleto con variada información turística sobre los “imperdibles” de Antofagasta, como el Barrio Histórico, museos, Ruinas de Huanchaca, Monumento Natural La Portada, Borde Costero y Ruta del Salitre.