Históricos excedentes de Codelco en 2004

Excedentes récord por US$ 3.301 millones, lo más altos desde su creación, registró Codelco, durante 2004. Así lo destacó el vicepresidente corporativo de Desarrollo Humano y Finanzas, Francisco Tomic.

Los ingresos de explotación llegaron a US$ 8.204 millones, esto es un 117% más que lo anotado el año anterior, cuando ascendieron a US$ 3.782 millones. Ello, como consecuencia de un mejor precio del cobre y sus subproductos y mayores despachos. Las colocaciones llegaron a casi 2,3 millones de tmf, lo que representa un incremento de 28% con respecto al mismo lapso del año anterior, debido principalmente a la venta de stock estratégico acumulado durante el año 2003 y aumentos de producción.
En cuanto a la distribución de los excedentes, US$ 598 millones corresponden a la Ley Reservada del cobre, en tanto que por concepto de impuesto a la renta, el aporte de la Corporación asciende a US$ 1.569 millones.
De esta forma, la utilidad neta fue de US$ 1.134 millones. Tomic precisó que efectuado el cálculo como utilidad neta comparable, el monto sube a US$ 2.752 millones.
La producción de cobre de Codelco durante el pasado ejercicio totalizó 1.840.000 tmf (incluyendo la participación de un 49% en El Abra), cifra que representa un aumento de 10% con respecto a 2003.
La División Codelco Norte incrementó su producción a 983.000 tmf, frente a 907.000 de 2003; Salvador disminuyó de 80.000 a 75.000 tmf; Andina subió levemente de 236.000 a 240.000 tmf, en tanto que El Teniente registró un significativo crecimiento, al pasar de 339.000 tmf a una producción de 435.000 tmf, producto de la puesta en marcha del PDT. El Abra, entanto, aportó 107.000 tmf (49% de su producción total).
Los costos corporativos netos a cátodos disminuyeron en 9,7 c/lb, situándose en 55,7 c/lb (Codelco Norte bajó de 49,7 a 32,3 c/lb; Salvador subió de 82,3 a 88,6 c/lb; Andina disminuyó de 62,8 a 51,3 c/lb; y El Teniente bajó levemente de 61,5 a 60,9 c/lb).
El costo corporativo directo llegó a 31,7 c/lb a diciembre del año 2004, debido principalmente al mayor precio del molibdeno, contrarrestado por la apreciación del peso.