Desarrollos en el Centro de Innovación de 3M

Control del polvo en suspensión, supresión de la niebla ácida y EPP son algunas de las líneas en que ha trabajado la empresa en la zona norte, a través de sus instalaciones de I+D.

Conscientes de las necesidades de la industria minera, 3M y su centro de investigación en Antofagasta han centrado sus esfuerzos en crear soluciones y tecnología que permiten controlar determinados impactos generados por los procesos mineros. La empresa viene desarrollando productos de seguridad personal, supresión de polvo y control de neblina ácida, los cuales son estudiados y probados en sus instalaciones de I+D.

José Sanzana, gerente de Minería y Zona Norte de 3M, destaca los avances que han logrado en la reducción de la neblina ácida en el área de electroobtención, alcanzando valores inferiores a 0,5 mg de ácido sulfúrico por m3 de aire, medidos a 1,5 metros sobre el nivel de las celdas, de acuerdo con el procedimiento estándar aprobado por la OSHA (USA) y el Instituto de Salud Pública (Chile).

Ello, gracias a una solución que mitiga los niveles tóxicos del aire en la zona de electrowinning. Según explica Sanzana, la tecnología aplicada en este producto, de nombre FluoradTM FC-11000, puede reducir significativamente los niveles de neblina ácida, tanto si se utiliza solo o en conjunto con barreras mecánicas, tales como esferas de polipropileno, sin producir efectos adversos en los procesos de extracción por solvente ni de electroobtención.

Otra línea en que se han focalizado es la supresión de polvo, desarrollando aditivos principalmente para caminos mineros, aunque buscarán aplicarlos también en los sectores de chancado y correas. “Por ejemplo, en un camino cerca de un chancador que necesitaba ser regado 18 veces al día, que es un caso extremo de contaminación por polvo, al aplicar este tipo de reactivos en el regadío, se bajó de 18 a tres pasadas por día; eso es un ahorro de agua de un 80% aproximadamente”, destaca el gerente de Minería.

Protección

En el área de seguridad, la principal innovación es el equipo purificador de aire de presión positiva, denominado Júpiter, que permite acercarse a zonas donde la concentración de contaminantes es muy elevada y donde antes era prácticamente imposible transitar, comenta el gerente zonal de 3M.

Respecto de los equipos de protección personal (EPP), están aplicando sistemas para monitorear su correcto uso y determinar el momento exacto en el que deben ser cambiados.

Entre los proyectos en fase de estudio, Sanzana detalla que están trabajando en dos áreas: la energía solar y la recuperación de agua en tranques de relave.

José Sanzana, gerente de Minería y Zona Norte de 3M