x

Acuerdo Corfo-Rockwood: Luz verde para una mayor explotación de litio

Incremento en la producción de sales de litio de 26.000 a 82.000 toneladas al año e ingresos adicionales por US$2.700 millones para el país entre 2017 y 2043, son parte de los aspectos de este convenio aprobado por la Contraloría General de la República.

Las señales del robusto crecimiento que ha mostrado en el último tiempo el mercado del litio son cada vez más concretas y notorias. Del mismo modo, el sostenido interés de firmas extranjeras por participar en la explotación de este mineral en territorio chileno, se hace cada vez más evidente.

Lo anterior se explica en gran parte porque Chile es uno de los dos más grandes productores de litio –junto a Australia–, lo que le ha significado ser un fuerte foco de atención.

Ejemplo de ello fueron las tratativas de Rockwood Lithium –compañía del grupo estadounidense Albemarle– con Corfo para extender su contrato y aumentar la cuota autorizada de producción de litio en el Salar de Atacama, las cuales terminaron en un acuerdo que tuvo que ser visado dos veces por la Comisión Chilena de Energía Nuclear y que, tras su modificación –según los requerimientos de la CChen– fue finalmente aprobado por la Contraloría General de la República.

En términos concretos, Rockwood pasará de producir 26.000 a 82.000 toneladas al año de sales de litio grado técnico y grado batería durante los próximos 27 años, cifra en la que se incluye el desarrollo de una tecnología que permita producir hidróxido de litio desde salmuera, convirtiéndose en el primer proveedor mundial de este mineral no metálico.

Para ello, está contemplado que la empresa invierta cerca de US$600 millones en la Región de Antofagasta en la ampliación de su operación actual y en la construcción de las instalaciones necesarias para la elaboración de productos de alto valor agregado, orientados al mercado de baterías para automóviles eléctricos.

Este acuerdo implicará que el Estado chileno recibirá ingresos adicionales por US$2.700 millones entre 2017 y 2043, estimándose además una generación de más de 1.000 empleos durante la construcción de las instalaciones y de 500 puestos en el contrato asociado una vez que esté en régimen.

Todo lo anterior se realizará con los permisos ambientales y de extracción de salmuera que la empresa tiene actualmente autorizados en el Salar de Atacama.

Foto 2 Acuerdo Albemarle-Corfo (Ministro de Economía  Luis Felipe Céspedes. Foto propiedad Corfo

Los ministros de Economía y de Energía, el subsecretario de Minería y el vicepresidente ejecutivo de Corfo entregaron los detalles del convenio.

Ingresos y centros tecnológicos

Como parte del convenio, también se establece que durante la vigencia del acuerdo Rockwood/Albemarle se compromete a aportar hasta US$12 millones al año en centros de desarrollo tecnológico minero-solar, como el Instituto Solar Minero de Chile, que se emplazará en la Región de Antofagasta.

La idea es que esta entidad desarrolle tecnologías para sistemas de alta radiación, aproveche las sales del desierto para el almacenamiento de energía y trabaje en el ámbito de la metalurgia de cobre de alta eficiencia energética.

Al respecto, el vicepresidente ejecutivo de Corfo, Eduardo Bitran, puntualizó que el nuevo instituto que recibirá financiamiento de Rockwood, debiera ser líder nacional en hacer posible la “nueva minería de cobre verde”, para abastecer desde Chile al mundo, aprovechando las ventajas comparativas que tiene el país.

Tabla Acuerdo

Puntos relevantes del acuerdo

Entre los aspectos destacados del contrato se incluye:

-La construcción de una nueva planta de carbonato de litio grado batería de 20.000-24.000 toneladas, en la Segunda Región, con una inversión estimada de US$500 millones.

-Se fija una nueva cuota de litio metálico equivalente hasta un máximo de 262.132 toneladas, que deberá explotarse en estricto apego a la RCA vigente y a la autorización de CChen.

-Se establece un plazo fijo máximo por 27 años para el término de los derechos de explotación, desde el 1 enero de 2017 hasta el 1 de enero de 2044 o el consumo de la nueva cuota y la cuota vigente, si esto último ocurre primero.

-El aporte unilateral e irrevocable orientado a I+D para el desarrollo del potencial minero y solar del norte y centro norte de Chile pasa de US$2 millones a entre US$6 y US$12,4 millones por año.

-El contrato incorpora un acuerdo con las comunidades atacameñas vecinas a la operación en el Salar de Atacama, las que se harán partícipes de los beneficios de la empresa, recibiendo un 3,5% de las ventas anuales. Este monto superaría los US$10 millones al año.