Tipos de innovaciones y sus oportunidades

Mar 19, 2013

Lo clave es alinear los esfuerzos de innovación con la estrategia competitiva de la organización.

(El Mercurio) La aceleración del cambio de conocimiento tecnológico durante las últimas décadas, y el acortamiento del ciclo de vida de los productos (bienes y servicios) y procesos, han llevado a muchas empresas a incorporar la innovación como una fuente de diferenciación y ventaja competitiva.

Sin embargo, la innovación es un fenómeno complejo, difícil de gestionar por su carácter multidisciplinario y bordes difusos.

Para profundizar en su comprensión, es útil usar una tipología que permita distinguir y clasificar sus distintas categorías y potencial de contribución. Utilizaremos para ello dos criterios: innovación radical-incremental y de producto-proceso.

Las innovaciones radicales constituyen una ruptura con la base existente de productos y servicios, o con las formas establecidas de hacer las cosas en una industria. Estas se basan en un nuevo conocimiento (que generalmente tiene su origen en I+D), el cual es explotado comercialmente dando lugar a nuevos productos o procesos, dejando obsoletos los anteriores.

Algunos ejemplo son los discos compactos CD ópticos versus los de vinilo basados en grabación mecánica analógica, o la fotografía digital versus la tradicional basada en componentes químicos.

Este tipo de innovaciones suele abrir nuevos mercados y aplicaciones, puede cambiar las bases de la competencia en el mercado, facilitar la entrada de nuevas empresas y reducir la capacidad competitiva de las incumbentes. El famoso economista austríaco Joseph Schumpeter llamó a este fenómeno «Destrucción Creativa».

Las innovaciones incrementales son mejoras graduales en los productos o procesos, las que también se basan en la creación de nuevo conocimiento pero, a diferencia de las radicales, se desarrollan sobre la misma estructura tecnológica existente.

Estas permiten aumentos continuos de productividad de pequeña magnitud y sostenidas mejoras en los productos. Un buen ejemplo son los pendrives que desde su invención han ido aumentando su capacidad de almacenamiento y velocidad de transmisión de datos.

La combinación de innovaciones radicales e incrementales determina las «trayectorias tecnológicas» y sus ventanas de oportunidades. Pese a sus variaciones específicas, gran parte de las tecnologías tiende a siguen trayectorias (o patrones) similares en su evolución como se muestra en la Figura 1 (curva con forma de «S»).

Una innovación radical da lugar a la aparición de una nueva familia de productos o procesos, capaz incluso de sustentar el desarrollo de nuevas industrias. Hay un período inicial de intensa experimentación y optimización (Fase 1), donde no es claro que la nueva tecnología tenga éxito ya que es «cruda», poco confiable y su rendimiento aún bajo.

La interacción de los nuevos productos/procesos con el mercado hasta lograr su aceptación, determina la dirección de los siguientes esfuerzos de investigación y desarrollo (I+D), que a menudo definen un diseño dominante.

Las innovaciones incrementales sucesivas permiten mejorar la calidad del producto, la productividad del proceso y el despliegue de la tecnología en el mercado (Fases 2 y 3). El ciclo termina en la madurez de la tecnología cuando adicionales inversiones en innovaciones incrementales tienen rendimientos decrecientes (Fase 4).

Dependiendo del tipo de tecnología todo el proceso puede durar unos pocos meses o décadas, hasta que se produce una nueva discontinuidad fruto de una nueva innovación radical que inicia un nuevo ciclo.

Las innovaciones de productos consisten en la introducción de nuevos bienes y servicios o el mejoramiento significativo de los existentes. Su objetivo es lograr renovar permanentemente las propuestas de valor en el mercado y así su posicionamiento competitivo.

Las innovaciones de procesos consisten en la introducción de nuevos procesos de producción o el mejoramiento significativo de los existentes. Su objetivo suele ser la reducción de costos del proceso productivo, pero también puede implicar la incorporación de nuevas cualidades o funcionalidades en los servicios.

DÍFICILES DE IMITAR ALTAS RENTABILIDADES

Un concepto básico de estrategia competitiva señala que las empresas alcanzan rentabilidades superiores cuando logran entregar un valor de alta demanda que es difícil de imitar y sustituir por sus competidores.

A través de la innovación, especialmente tecnológica, es posible generar estas favorables condiciones. Usaremos la Figura 2, sobre la frontera de la productividad para explicarlo. A lo largo de esta frontera operan las empresas más eficientes, las que usualmente cuentan con tecnología de punta y los más sofisticados métodos de gestión.

Sin embargo, son las compañías que tienen la capacidad de generar nuevo conocimiento tecnológico, las que logran mover la frontera de la productividad (curva segmentada), y esto les da la oportunidad de crear ventajas competitivas y protegerlas por medio de diferentes mecanismos. Por ejemplo, a través de patentes (en caso de ser posible), del secreto industrial o gracias al posicionamiento de una nueva marca/producto.

Estos nuevos conocimientos tecnológicos generalmente tienen una componente tácita importante, por tanto, son difíciles de ser adquiridos por los competidores o nuevos entrantes, lo que genera condiciones monopólicas y de altas rentabilidades durante un período que puede ser considerable. En todo este proceso es importante entender que la innovación no es un fin en sí mismo sino un mecanismo que, bien gestionado y alineado con la estrategia de la empresa, puede ser una interesante fuente de renovación competitiva.

TRES TIPOS DE EMPRESAS INNOVADORAS

Algunas empresas chilenas han sabido aprovechar el potencial de beneficios de la innovación en forma notable. Sin embargo, todavía, son pocas y es imperioso aumentar significativamente su número de modo que logren un mayor impacto a nivel de la economía del país. Vamos a distinguir tres tipos de empresas en esta materia.

Hay firmas que se crean y crecen a partir de una o más innovaciones. Un interesante ejemplo es la empresa Crystal Lagoons (www.crystal-lagoons.com), del ingeniero bioquímico Fernando Fischmann, que nace de una innovación tecnológica radical, la cual permite mantener cristalinas grandes extensiones de agua (premio Guinness 2006) a un costo que es cercano a un 1% del método tradicional. Esta firma es propietaria de la tecnología que está siendo incorporada en muchos y grandes proyectos inmobiliarios en diversos países y de la cual la empresa recibe un royalty.

Lo notable es que esta empresa ha seguido innovando y hace pocos meses la oficina de patentes de Estados Unidos (www.uspto), a través de su programa fast track para tecnologías verdes, le otorgó una patente por su nueva tecnología para el enfriamiento sustentable de plantas industriales y termoeléctricas. Esta innovación tiene el potencial de generar enormes beneficios medioambientales para compañías mineras, de energía e industriales, lo que les abre un mercado a nivel mundial de gran envergadura.

Un segundo grupo de empresas son las que históricamente han competido por precio con productos commodities y que se abren a incorporar la innovación tecnológica en su estrategia competitiva. El principal desafío de estas compañías es lograr el cambio estratégico y cultural hacia la innovación, creando los procesos y las competencias organizacionales que la posibiliten.

Es el caso de Arauco S.A. que siendo una exitosa empresa tradicional del sector forestal, comienza a incorporar la innovación a nivel estratégico (http://innovarauco.cl/) en forma sistemática para «crear, redefinir y proteger» el valor que aporta al mercado. Ver 1ra Feria de Innovación Arauco en http://www.youtube.com/watch?v=16krUZq6T_c.

Un tercer grupo de empresas son la que históricamente han competido innovando y por tanto estas capacidades las tienen incorporadas en sus procesos y en su cultura organizacional.

A nivel mundial quizás el mejor ejemplo es Apple (www.apple.com), la empresa de mayor capitalización bursátil del mundo, y que tiene el gran desafío de continuar compitiendo a través de la innovación pero ahora sin su fundador y líder Steve Jobs.

En Chile podemos distinguir algunas como Drillco Tools (www.drillco.cl), empresa que compite a nivel mundial desarrollando sofisticados martillos de perforación para la minería.

Fuente / El Mercurio

Lo último

BHP retira oferta de compra por Anglo American

El presidente de la minera confirmó que la australiana no procederá con su intento de adquirirlos: «Anglo American ha delineado un camino claro para acelerar la implementación de su estrategia y desbloquear un valor significativo para sus accionistas».

Te recomendamos

BHP retira oferta de compra por Anglo American

El presidente de la minera confirmó que la australiana no procederá con su intento de adquirirlos: «Anglo American ha delineado un camino claro para acelerar la implementación de su estrategia y desbloquear un valor significativo para sus accionistas».

REVISTA DIGITAL

Temas relacionados

Suscríbase al Newsletter Minería Chilena