Los Pelambres y Caimanes: Intendenta insiste en diálogo y conflicto se agudiza

Mar 5, 2015

La máxima autoridad regional dijo que las puertas siguen abiertas mientras el movimiento se radicalizaba con tomas de caminos.

(Diario El Día) La intendenta regional de Coquimbo, Hanne Utreras, insistió en que  debe haber diálogo entre la comunidad de Salamanca, Caimanes y Minera Los Pelambres, tras reunirse con dirigentes sociales, en su visita a Choapa. Sin embargo, a esa misma hora el conflicto se radicalizaba en Caimanes.

[AMSA: los desafíos que deberá enfrentar el nuevo CEO de la minera]

Utreras señaló que “el  diálogo es la única manera para poder acercar diferencias, situaciones. Nos hemos reunido con agrupaciones, dirigentes,  nuestros alcaldes y parlamentarios”, dijo

Al mismo tiempo lamentó que a pesar de invitar a los dirigentes que han encabezado  las manifestaciones en Salamanca, “no hemos podido conversar con algunos. Sin embargo, espero que se promueva el diálogo, la idea de sentarnos a trabajar. Este conflicto que se está viviendo en el Valle del Choapa tenemos que tomarlo como  una gran oportunidad para la comunidad, de desarrollo de la provincia en forma sostenida y sustentable, no desde las particularidades, no desde los intereses singulares”, señaló.

Mientras la intendenta hacía estas declaraciones, el movimiento contra la Minera Los Pelambres se radicalizaba y los dirigentes de Caimanes como Cristián Flores, señalaban que no abrirían caminos tomados.

Lo propio manifestaron los líderes del movimiento de Salamanca, quienes no exigen que la minera cumpla el mandato de la Corte Suprema, sino que la compañía instale una planta desalinizadora de agua.

En declaraciones hechas a un medio capitalino, la abogada que representa a las comunidades, Sandra Dagnino, dijo que el fallo no se ha cumplido y que todo el problema “se ha dado porque la minera ha aparecido diciendo públicamente que cumplió el fallo y no fue así”.

Parlamentarios

En tanto, parlamentarios de distintas corrientes políticas se manifestaron, como es el caso de Raúl Saldívar, PS, quien dijo que “es indispensable retirar la excesiva presencia de Fuerzas Especiales desde el sector en conflicto para iniciar el diálogo entre las partes”. Y más adelante añadió que “nada justifica la presencia de casi ocupación militar en la localidad de Caimanes”.

Argumenta que “el área está ocupada por carabineros que con un refuerzo inexplicable no proporcionan las mejores condiciones para el diálogo con los vecinos del sector. Hay que crear las condiciones para el diálogo y deponer  el ambiente de ocupación”.

Por su parte, el diputado, UDI, Sergio Gahona, señaló que “lo que más nos preocupa es la situación de confrontación y el conflicto social que hoy existe en los sectores altos del Valle del Choapa, en la comuna de Salamanca, de los enfrentamientos  que ha habido los últimos nueve días entre pobladores de distintas localidades y Carabineros de Chile. Creo que ha faltado que la autoridad tome las medidas del caso, establezca el diálogo, el orden y la paz social”, expresó.

En el parlamento

Los dirigentes del Choapa y de la zona de conflicto se reunieron con parlamentarios de la región Jorge Insunza, la senadora Adriana Muñoz y los diputados Luis Lemus y Daniel Núñez.

En la oportunidad, Ismael Maldonado, dirigente de la comuna de Salamanca dijo que “Queremos que nos escuchen por eso vinimos al Congreso a conversar con los parlamentarios. Hoy el agua del Valle del Choapa no es suficiente para la minería, la agricultura, la ganadería y el consumo humano, por eso solicitamos que la empresa Minera Los Pelambres deje de utilizar el agua del río para su producción y construya una planta desalinizadora”. Esto es lo que piden en Salamanca, mientras que en los residentes de Caimanes, piden que se cumpla el mandato de la Corte Suprema y se les restituya el agua sin contaminación.

De todas formas, varias personas de Choapa han manifestado que no quieren que haya conflicto.

Lo último
Te recomendamos

REVISTA DIGITAL

Suscríbase al Newslette Minería Chilena