Cuatro minas cerradas en Esmeraldas

Ene 29, 2009

Policía y militares frenaron ayer el trabajo de explotación de oro en las comunidades asentadas a orillas del río Santiago.

A las 04:30 se inició el operativo. Aproximadamente, 500 militares y policías se movilizaron hasta las parroquias Selva Alegre y Timbiré, en el norte de Esmeraldas.

En estas comunidades, asentadas a las orillas del río Santiago, cientos de personas viven de la extracción artesanal de oro.

La fuerza pública tenía la disposición de apoyar al personal del Ministerio de Energía y Minas y del Ministerio Público, que llegó para verificar el funcionamiento de las minas de Angostura, Picadero, Chamisal y Playa Nueva.

Tras recorrer tres horas desde la capital esmeraldeña y una hora más por los caminos lodosos del norte de Esmeraldas, las autoridades arribaron hasta estas tierras ricas en metales preciosos.

La primera mina que visitaron fue la de Playa Nueva, que en realidad es un inmenso agujero en el suelo de la selva. Ahí hombres, mujeres y niños buscan el oro entre el lodo y las rocas.

El fiscal de Pichincha, Raúl Salgado, señaló que la mayoría de estas minas no están concesionadas. Dijo que ese ya es un impedimento para que puedan funcionar. Sus palabras generaron la reacción de decenas de trabajadores que aseguraban que en estas localidades la minería es la única fuente de sustento.

Guillermo Tamayo, comandante del Batallón de Infantería Motorizada (Bimot) 13, Esmeraldas, señaló que los militares tienen la misión de apoyar a la Policía en caso que se produzcan protestas masivas de las comunidades.

Entre tanto, Salgado dijo que actuarán con mesura, pues no estaban presentes los que aparecen como propietarios de las empresas mineras. José Molina, quien dijo ser encargado de seguridad de Playa Nueva, aseguró que la responsable de la explotación minera del lugar es la Sociedad Minera Asociada, que pertenece a Julio González y a Carlos Rojas.

También dijo que ellos están tramitando la concesión para continuar con el trabajo.

A pesar de todo, el Fiscal ordenó la suspensión de la mina, que quedó en manos de la Policía. Luego visitaron las otras tres canteras, donde se procedió de igual manera. Trascendió que en Esmeraldas se inició este proceso por legalizar las minas del país, amparado en la nueva Ley Minera. Las autoridades ya planifican operativos en otros sitios.

Fuente / El Comercio, Ecuador

Lo último
Te recomendamos

REVISTA DIGITAL

Temas relacionados

Suscríbase al Newsletter Minería Chilena