x

Jon Stanton, chief executive de Weir Group: “Chile tiene claras ventajas competitivas en la revolución energética”

De visita en el país, el alto ejecutivo proyectó un ciclo favorable para la minería en los próximos años, atendiendo a factores como el rápido crecimiento de la electromovilidad.

Evolución de la población mundial y migraciones crecientes; impactos del cambio climático; entorno socioeconómico; y aceleración tecnológica. Éstas son las cuatro tendencias claves a las cuales el Grupo Weir está respondiendo a través de su estrategia global.

De visita en Chile, Jon Stanton, Chief Executive del Grupo Weir, se refiere a los alcances de esta definición en el modelo de negocios, aplicado en las industrias en las que la empresa está presente, entre las cuales destaca la minería, a través de Weir Minerals.

¿Cuáles son los principales objetivos de su presencia en el país?

Weir es una empresa global, por lo que tengo que estar en contacto y comunicación permanente con las regiones y países donde opera, lo cual se facilita a través de estas actividades, que permiten el encuentro directo en terreno con colaboradores, clientes y partners, entre otros grupos.

Es fundamental presentar y compartir la marcha de la compañía, las actuales líneas de acción, junto con recoger información sobre el mercado local y sus necesidades.

¿Cómo ve la actual situación del sector minero?

Aprecio la industria en una fase muy positiva, dada su recuperación luego de cinco o seis años donde se produjo un declive general de las utilidades. Veo un repunte de las inversiones en este nuevo ciclo, dadas las proyecciones para la demanda mundial de commodities, lo que implica nuevas oportunidades de negocios.

¿Y en el caso de Latinoamérica?

Esta región en particular cuenta con un mercado muy fuerte, con claro liderazgo en cobre. La compañía está alineada con esta industria, entregando soluciones que aporten a los incrementos en eficiencia y productividad.

En cuanto a Chile, damos especial importancia a las respuestas en insumos críticos, como agua y energía, particularmente. El objetivo es generar eficiencias en función de desafíos ambientales y operacionales. 

¿Cómo proyecta la trayectoria de la minería en los próximos años?

Una de las claves será la evolución de la demanda internacional de minerales. En este punto se aprecian buenas perspectivas fundadas en la introducción de nuevas fuentes de energía, como respuesta a las exigencias de procesos productivos que sean compatibles con requerimientos ambientales y comunitarios.

¿Es un cuadro positivo para Chile?

Totalmente. En el caso del rápido crecimiento de la electromovilidad, se generan impactos positivos directos en los mercados del cobre y el litio. En este sentido, Chile tiene claras ventajas competitivas en la revolución energética.

Tranformación y nuevas tecnologías

¿Qué ventajas comparativas puede ofrecer Weir al sector?

Primero quiero destacar que 2018 ha sido un año muy positivo para todas las áreas de negocios de Weir, destacando la minería, que actualmente es el principal motor de crecimiento del grupo. Esta compañía es lo suficientemente robusta para hacerse cargo de las demandas y oportunidades, asumiendo la creciente diversidad y complejidad de mercados mineros como el de Chile.

Un ámbito importante es la digitalización de las operaciones mineras…

Así es. Hoy la minería está viviendo una rápida transformación a la cual se debe responder con nuevas soluciones integradas. Las nuevas tecnologías implican también capacidades que hoy no están presentes en las compañías.

Weir ha incrementado la inversión en programas de investigación y desarrollo, lo cual es fundamental para innovar en equipos, servicios y materiales.

¿Nos puede dar un ejemplo?

Estamos aplicando la tecnología HPGR “high pressure grinding rolls” en equipos que intervienen en variados procesos de los proyectos greenfield y brownfield en los que estamos involucrados. En ellos se han obtenido mejoras significativas de eficiencia, confiabilidad y continuidad operativa.

Comentarios

Conectate con