x

Daniel Llorente, de Corproa: “Las empresas somos parte de la solución”

El nuevo presidente de la Corporación para el Desarrollo de la Región de Atacama analiza la realidad de la industria minera, y proyecta los desafíos a mediano y largo plazo.

En la pasada cena de aniversario de Corproa, el empresario de 53 años, oriundo de Vallenar, Daniel Llorente, fue elegido como presidente del organismo que reúne a los industriales de la Región de Atacama.

Dentro de los desafíos que afronta se encuentran la vinculación pendiente entre la industria minera y la comunidad, incentivar la inversión de proyectos y posicionar a la zona como polo de desarrollo sustentable. Asimismo, temas como energía, agua y costos de mano de obra especializada también componen su agenda.

¿Cuál es el sello que desea implementar como nuevo presidente de Corproa?

En mi caso, junto con seguir adelante en las grandes tareas de mediano y largo plazo en las que estamos trabajando, y de acuerdo con los nuevos tiempos, mi trabajo se centrará en una mayor actividad gremial, y en colaborar con la autoridad y las empresas para sacar adelante las inversiones y/o proyectos que por diferentes razones se encuentran detenidos en Atacama.

¿Cuáles son los grandes desafíos que desea implementar para la Región de Atacama?

Sin duda alguna el principal desafío es enrolar desde nuestra posición a todos los atacameños en que sí es posible un desarrollo sustentable, en el que todos y todas ganemos. Las empresas somos parte de la solución. Las inversiones deben generar el espiral virtuoso necesario para el desarrollo. Atacama hoy tiene que salvar importantes consideraciones que impiden su crecimiento rápido, enérgico y sostenido. Requerimos energía y agua como elementos básicos para la generación de proyectos potentes, tenemos que ser una buena oferta, y ese es un inmenso desafío por el que Corproa está trabajando.

¿Cómo describe el actual panorama minero en la región?

Creo que a pesar de que los precios se mantienen atractivos, existen muchos factores que generan incertidumbre, como son la disponibilidad de energía a precios competitivos, lo mismo con el agua necesaria para los procesos, la sensibilidad social que hoy requiere mayor atención de parte del inversionista, los cambios anunciados por el Gobierno en su reforma tributaria, que aún no se concretan. Por lo anterior, tenemos un panorama complejo, pero continúan estando las grandes oportunidades.

¿Cómo trabajarán para crear puentes entre las comunidades y la gran industria de Atacama?

Confiamos en que una buena comunicación lleva a obtener las confianzas. Nuestro apoyo estará centrado en promover la oportuna y pertinente entrega de información a las comunidades. Ofrecemos a los inversionistas nuestra experiencia en la organización de eventos, acciones, iniciativas, relaciones, que generan valor a través de la información directa, clara y honesta. Valoramos la conversación y el diálogo como herramientas eficaces para el logro de metas en las que ganemos todos.

¿Cómo cree que afectará la reforma tributaria a la pequeña, mediana y gran minería de la zona?

Afortunadamente en el Senado se ha generado el gran debate técnico que esperábamos. Creo que manteniendo la esencia, la reforma se está perfeccionando de manera de evitar grandes daños a la inversión. La minería es el principal sustento para nuestro país, es por eso que todos esperamos que la reforma no elimine aquellos instrumentos que han explicado el gran desarrollo que Chile muestra al mundo en esta industria.

¿Qué hace falta del nivel central para potenciar un clúster potente en la región?

Por ejemplo, continuar trabajando con rapidez en la búsqueda de soluciones para los problemas de energía y agua. Sin estos recursos, a tarifas competitivas, difícilmente se puede pensar en actividades de desarrollo y encadenamiento productivo; las empresas requieren además apoyo financiero de parte del Estado; se requiere contar con lo más importante: mano de obra especializada, para lo cual es urgente motivar la enseñanza técnico profesional y enfocarse en aquellas carreras que Atacama requiere. Hace falta continuar trabajando en la descentralización, en hacer nuestras ciudades atractivas y con planos reguladores efectivos y con visión de futuro.

Atexpo

¿Cómo se preparan para Atexpo 2014?

Atexpo este año es un gran desafío para Corproa y sus socios, dadas las condiciones actuales de la economía, que presenta claras señales de debilidad, las que se hacen sentir en Atacama. Nosotros en la corporación somos optimistas y sentimos que a pesar de los inconvenientes, las oportunidades de inversión continúan presentes. La incertidumbre pronto dará paso a la activación y debemos prepararnos para responder a los requerimientos que las inversiones demandarán, y eso es precisamente Atexpo: una muestra a Chile y a la industria de lo que estamos creando en Atacama, y que somos una región de grandes atractivos.

Será un evento exitoso y estamos trabajando para ello, es una gran oportunidad en la que mandantes y proveedores podrán conversar y buscar puntos de ganancia para todos.

Comentarios

Conectate con