x

Radomiro Tomic cambia de proveedor de sus correas transportadoras

La división de Codelco asegura que derribó paradigmas de mantenimiento con 35 kilómetros de correas low cost instaladas.

La División Radomiro Tomic, de Codelco, informó un cambio de proveedor de las correas transportadoras. Antes eran de origen europeo, y ahora son asiáticas, transformación que se inició en la correa principal del chancado primario de sulfuros y que, tras sus buenos resultados, se extendió a la rotopala más grande de Sudamérica, apilamiento y al sistema de excavación.

Hoy, 35 kilómetros de cintas son de un nuevo proveedor, entre ellas la Overland, que une a la división con Chuquicamata, y el ahorro acumulado en compras supera los US$ 12 millones.

El gerente de Mantenimiento, Cristian Gómez, explicó que “esto nace en 2015 a partir de la revisión de la Planificación Estratégica de la división y la necesidad de transformarnos para seguir siendo competitivos debido al deterioro paulatino de nuestras variables mineras. Es allí donde decidimos posicionar al mantenimiento desde una mirada reactiva a una de clase mundial”.

Gómez agregó que “en ese contexto, los mayores costos y poder mejorar el desempeño de las correas transportadoras significaban uno de los principales desafíos para aumentar el aporte de valor para la Corporación”.

El ingeniero experto en Mantenimiento, Christian Freire, señaló que “en esta búsqueda por hacer las cosas mejor, económicamente más atractivas y más rentable el negocio, se rompe el paradigma dado los controles implementados en las correas y que nos han traído beneficios tanto en la performance como en la gestión de costos”.

Buenos resultados

En la ejecución de esta estrategia fue vital la interacción con Casa Matriz de Codelco en China. Cristian Gómez sostuvo que “ir y ver los procesos de fabricación y certificación fue clave para validar a los proveedores y los controles que ellos disponen para asegurar la calidad final de sus correas transportadoras”.

Desde la minera explicaron que los resultados más sólidos provienen de la correa de descarga de rotopala y dan cuenta de un aumento de durabilidad de un mes en 2018, cuando las cintas aún no eran low cost, a tres meses en 2019 y 2020, para saltar a diez meses en 2021.

Eduardo López, analista de Planificación del área de Apilamiento, quien estuvo en el primer cambio de correa en el equipo, detalló que “antes utilizábamos una cinta que tenía una vida útil bastante baja, con estos nuevos proveedores la correa dura cerca de un año. El ahorro es potente y hemos mejorado considerablemente los tiempos de cambio”.

Los expertos de Radomiro Tomic explicaron que el presupuesto de mantenimiento también vio un impacto positivo, por ejemplo, con el cambio realizado en la correa Overlan, derribando paradigmas de mantenimiento.

Finalmente, Gómez aseguró que “estamos trabajando fuertemente con la Gerencia Corporativa de Mantención, para que otras divisiones puedan desafiarse a ir más allá y avanzar en esta mejora continua”.

Comentarios

Conectate con