x

Tribunal Ambiental admite a trámite reclamación de agricultores por proyecto Caserones

Para el grupo de agricultores, el Programa de Cumplimiento aprobado por la SMA- “no da cuenta de acciones que permitan asegurar que no se van a seguir incurriendo en aspectos perjudiciales al medioambiente, especialmente sobre el recurso hídrico”, establece la reclamación.

El Primer Tribunal Ambiental admitió a trámite una reclamación presentada por la Asociación de Productores y Exportadores Agrícolas del Valle de Copiapó junto a la comunidad de aguas subterráneas de los sectores Nº1, Nº2 y Nº3, por la aprobación, que realizó la Superintendencia del Medio Ambiente (SMA), del Programa de Cumplimiento (PdC) del proyecto Caserones de la Minera Lumina Copper.

La reclamación establece que la SMA, luego de haber iniciado un proceso sancionador contra la empresa minera por 18 infracciones a los compromisos establecidos en la evaluación ambiental, finalmente aprueba el programa de cumplimiento.

Para el grupo de agricultores, el PdC aprobado por el organismo fiscalizador- “no da cuenta de acciones que permitan asegurar que no se van a seguir incurriendo en aspectos perjudiciales al medioambiente, especialmente sobre el recurso hídrico”, establece la reclamación.

Otro de los fundamentos de los reclamantes tiene que ver con que la SMA no se pronunció respecto a la totalidad de los cargos formulados, ya que se excluyeron dos de ellos, los que tienen relación con los cargos Nº 11 y 12, clasificados como infracciones gravísimas por haber ocasionado daño ambiental reparable, ocasionado sobre la cuenca del río Ramadilla y que -a juicio de los agricultores- también alcanzaría al río Copiapó.

Los cargos antes mencionados tienen relación con la construcción de zanjas cortafugas ubicada aguas abajo del Depósito Lamas (relaves) y del Depósito de Arenas que no cumplieron con las condiciones constructivas establecidas durante la evaluación ambiental.

Ahora, el tribunal deberá revisar los aspectos jurídicos y científicos planteados en la reclamación y establecer si corresponde a no anular la resolución que aprobó dicho programa de cumplimiento.

Para esto, el próximo paso será recibir la contestación de la Superintendencia de Medio Ambiente, solicitar los informes necesarios y posteriormente citar a una audiencia de alegatos para escuchar los fundamentos de las partes respecto a los puntos en controversia.

Comentarios

Conectate con