x

[+VIDEO] Las claves tras la continuidad operacional de Minera Collahuasi en medio de la pandemia

Jorge Gómez, presidente ejecutivo de la minera, participó en el cuarto episodio de Copper Matters, instancia en la que expuso sobre el trabajo que se ha realizado en la faena para prevenir contagios, además de abordar las iniciativas que tienen en carpeta como compañía.

La importancia de establecer alianzas internas, como de un trabajo conjunto con las comunidades vecinas y las autoridades, han sido esenciales en la estrategia que la Minera Doña Inés de Collahuasi ha implementado durante la pandemia, aspectos que fueron abordados en el cuarto episodio de la serie Copper Matters, iniciativa organizada por Cesco y CRU.

La instancia, que fue dirigida por Robert Perlman, fundador y presidente ejecutivo de CRU, contó con la participación de Jorge Gómez, presidente ejecutivo de la minera, quien destacó que los avances que presenta el sector en materia de seguridad permitieron a la industria enfrentar de mejor manera la pandemia.

En esa línea, resaltó la relevancia de apoyar a los trabajadores y resguardar su salud, lo que posibilitó alcanzar la continuidad operacional, donde fue importante la comunicación entre los diversos estamentos, junto con la conformación de alianzas al interior de la organización, como con el entorno.

Es así como se impulsaron medidas como el fortalecimiento de la infraestructura sanitaria de la Región de Tarapacá, donde se ubica la minera, y de relacionamiento con la comunidad y las autoridades.

La continuidad ha sido fruto de la preocupación por los trabajadores”, aseguró Jorge Gómez, detallando las diversas medidas que se implementaron en terreno, como por ejemplo el testeo del 100% del personal.

Además, abordó el proceso de readecuación que implementó la compañía, que consideró por ejemplo la desmovilización de casi un 40% de la dotación en algún momento, sumado a los avances en el ámbito en el teletrabajo, resaltando que el foco ha sido mantener la concentradora operando.

Acelerar la digitalización

El presidente ejecutivo de la minera comentó que el desarrollo de los proyectos se vio afectado debido a que gran parte del personal a cargo de las áreas de construcción y montaje venían de la zona centro sur, que fue uno de los territorios más afectados por la pandemia.

Por otra parte, destacó el beneficio que implicó disponer de una pista de aterrizaje propia, por su contribución a movilizar los trabajadores, con un menor riesgo de contagios.

A lo que se sumó un modelo de relacionamiento con los proveedores, que permitió resguardar la cadena de abastecimiento.

Junto con ello, Jorge Gómez se refirió a los positivos efectos que ha tenido la mayor sistematización y automatización al interior de la compañía, gracias al fortalecimiento del trabajo remoto y digital, además de la optimización de los procesos, de tal manera que sólo estén en terreno las personas que deben estar. Con ese objetivo, hizo hincapié en la necesidad de robustecer las plataformas comunicacionales de la compañía, considerando la ubicación geográfica de la faena.

A su vez, proyectó que estos avances implicarán una reducción de costos, por un menor transporte de personas y necesidad de servicios en la faena, un mejor uso de los tiempos de traslado y la eliminación del efecto de puna, que se produce por la altura en que se ubica el yacimiento.

Con este proceso de digitalización, pensamos que podemos generar mejores condiciones para atraer talento a nuestra industria”, expresó.

Con miras al futuro

Durante su participación en Copper Matters, Jorge Gómez se refirió también a las diversas acciones que están considerando con miras al desarrollo futuro de la operación, junto con el proyecto de extender la vida útil de la operación hasta el año 2040.

Es así como mencionó que ante la pandemia, debieron acelerar el programa de transformación digital de la compañía, junto con fortalecer su red de comunicación. “El cambio es a través de nuestra gente”, indicó, junto agregar que cuando se involucra a las personas en estos procesos de transformación, el resultado va a ser mucho más exitoso.

Además, señaló que está evaluando una iniciativa dirigida a implementar camiones autónomos en el tranque de relaves de la operación.

A su vez, se considera construir una planta desaladora, una vez que se apruebe el estudio de impacto ambiental del proyecto de extensión de la minera; junto con la reactivación de la planta de cátodos.

Relativo a la gestión hídrica de la compañía, indicó que el sistema de impulsión que se deberá desarrollar para transportar el agua hasta la faena, ubicadas a unos 5.000 metros sobre el nivel del mar, tendría un consumo energético de entre 60 y 80 MW.

Comentarios

Conectate con