x

Primer Tribunal Ambiental decreta admisibilidad de demanda en contra de Codelco División Salvador

La demanda por daño ambiental fue presentada por el Consejo de Defensa del Estado, CDE, por la afectación al Salar de Pedernales.

El Primer Tribunal Ambiental con sede en Antofagasta admitió a trámite la demanda por daño ambiental presentada por el Consejo de Defensa del Estado, CDE, en contra de Codelco División Salvador por la afectación al Salar de Pedernales.

El organismo estatal establece que la empresa minera ha causado un daño al ecosistema único del salar por la extracción de agua durante 36 años. Se argumenta que la acción dañosa consistente en la extracción prolongada del recurso hídrico, sin considerar la capacidad de regeneración, “causó una serie de pérdidas, detrimentos o menoscabos significativos para el medioambiente y sus componentes”.

En la demanda se estipula que Codelco debió prever que sus extracciones de agua afectarían el componente hídrico, la vegetación y los ecosistemas de la zona, más aún, por el carácter de sitio prioritario de Conservación de Biodiversidad con el que cuenta el salar desde el 2002.

En su demanda, el organismo estatal solicita al tribunal, se le exija a Codelco reparar materialmente el daño mediante obligaciones relacionadas con un plan de monitoreo y control que contribuya a recuperar el acuífero del salar el que debe ser presentado previamente a la Dirección General de Aguas, DGA.

También, se solicita que la empresa presente ante el Servicio Agrícola y Ganadero, SAG, diversos estudios de flora, fauna y del ecosistema singular y único que presenta el salar y que depende de la disponibilidad hídrica del acuífero que existe en el lugar.

Y por último, que la empresa establezca medidas de protección y conservación con el fin de eliminar amenazas y/o restaurar ecosistemas deteriorados.

La cuenca del Salar de Pedernales

La cuenca en la cual se emplaza el Salar de Pedernales se encentra en el sector cordillerano de la Región de Atacama a 3.370 msnm y a 40 kilómetros al este de la ciudad de El Salvador; cuenta con 3.592 kilómetros cuadrados de extensión.

El salar, que tiene una superficie de 466 kilómetros cuadrados, registra la presencia de un Sistema Vegetacional Azonal Hídrico Terrestre, SVAHT, que es una formación de vegetación que constituye la base de un ecosistema singular y único, altamente dependiente de la disponibilidad hídrica del acuífero que existe en el lugar.

Comentarios

Conectate con