(Emol) El ministro de Minería, Baldo Prokurica, ahondó en el brote mundial del coronavirus y su efecto en la industria del cobre, reconociendo que la situación “es complicada” debido a que “China es el país que más consume cobre y uno de los que más nos compra”.

“Antes del problema del coronavirus estábamos con un stock que, si paralizaban todas las minas del mundo, había cobre para cuatro días. Este era uno de los stock más bajos de los últimos 17 años”, dijo.

Sin embargo, detalló que “lo que ha ocurrido con el coronavirus es que al interior de China, y producto de que China se ha tomado en serio la situación de esta enfermedad, lo que ha hecho es evitar el transporte, evitar que la gente vaya de una región a otra, y eso ha generado un aumento importante de los stock en la bolsa de Shanghái, y ha hecho bajar el precio que se ha cotizado en US$2,60 este último viernes”.

[VEA TAMBIÉN: Cochilco dice que se mantendrá sesgo negativo sobre el precio del cobre]

“Esto es complicado porque China es el país que más consume cobre y uno de los que más nos compra a nosotros”, agregó Prokurica.

A pesar de esto, el ministro indicó que el Gobierno mantiene estables sus proyecciones respecto al cobre. “Nosotros creemos que el precio del cobre debiera mejorar considerablemente producto del tema de los stock y que el tema del coronavirus no puede durar todo el año“, manifestó.

Asimismo, el titular de Minería valoró los anuncios de la semana pasada acerca de la aprobación del proyecto Salares Norte por parte del directorio de la empresa minera Gold Fields y la reapertura del proyecto La Coipa de Kinross, que generarán más de cuatro mil empleos directos e indirectos en la Región de Atacama.

“Si bien el precio del cobre ha caído, la inestabilidad lo que hace es mejorar las condiciones del precio del oro y estos son dos proyectos de oro que justamente están en esa línea porque cuando hay inestabilidad, los mercados lo que buscan es poder asegurarse con el oro como respaldo”, señaló.

 Proceso constituyente

En la entrevista Prokurica también se refirió al proceso constituyente que está viviendo el país y los eventuales efectos que este podría generar en la industria y sostuvo que “siempre los cambios a nivel constitucional que puedan afectar las reglas del juego son temas que pueden afectar las inversiones. En el caso de la minería, hasta hoy, eso no ha ocurrido”.

Así, el secretario de Estado destacó los cálculos positivos de la Comisión Chilena del Cobre (Cochilco) para el 2020 y aclaró que “el fenómeno que ha ocurrido con la crisis social va a afectar el ambiente, la imagen de Chile, esto no debiera hacerlo tan profundamente, especialmente en estos negocios que son de muy largo plazo”.

Sin embargo detalló que “un país como el nuestro, que tiene una imagen en el mundo entero y cuyos ingresos por concepto de la minería son tan importantes, si quiere mejorar sus condiciones económicas para sus habitantes, si quiere cumplir con los compromisos que el Gobierno ha tomado en materia de sueldo mínimo, de pensiones y lo demás, producir un cambio muy importante en las reglas del juego de la minería, podría generar un balazo en los pies”.

Esto, según el ministro debido a que “bajar la inversión y generar condiciones de inestabilidad en un negocio en largo tiempo puede generarnos un daño enorme, y por lo tanto, lo que tenemos que hacer es atraer mayor inversión y generar condiciones que permitan que tengamos mejores condiciones aún o mantener las condiciones”.