Un completo informe sobre la calidad del aire en Antofagasta entregaron las empresas WSP y Del Favero-Meneses Consultores Ambientales, quienes por encargo del Gobierno Regional desarrollaron un análisis de seis meses a los puntos monitoreados ubicados en la ciudad. Las muestras fueron analizadas por el Laboratorio Chester LabNet, ubicado en Tigard (Estados Unidos).

La principal conclusión de este análisis es que Antofagasta no supera la normativa vigente en calidad de aire para material particulado respirable, tanto para normas nacionales como internacionales de referencia. Tal situación se suma a la positiva evolución de las mediciones de material particulado sedimentable desde 2015 a la fecha.

En este sentido, el estudio implicó el análisis de estaciones existentes, ubicadas en el sector norte, centro y sur de la ciudad, junto a otras seis instaladas para el periodo de monitoreo entre el 1 de julio y 31 de diciembre de 2018, observaciones que comparadas con normas australianas, estadounidenses y suizas, mostraron que la calidad del aire en Antofagasta se encuentra dentro de los márgenes establecidos.

[VEA TAMBIÉN: Director ejecutivo de ASDIT destaca relevancia del Instituto de Tecnologías Limpias para la Región de Antofagasta]

“Queremos destacar este caso de éxito de una alianza público privada, donde como gremio representamos a las empresas ante la Agencia de Sustentabilidad y Cambio Climático, comité de Corfo que coordinó el APL Logístico Minero Puerto Antofagasta, logrando un 100% de cumplimiento en los compromisos pactados”, destacó Marko Razmilic, presidente de la Asociación de Industriales de Antofagasta.

Mejores prácticas

Dentro de las tres principales fuentes de contribución al material particulado sedimentable- según el estudio- aparecen el polvo basal con un 50% de incidencia, seguido de un 17% del aerosol marino, junto al 12% del tráfico vehicular.

En base a lo anterior, diversos actores del sector industrial llamaron a continuar trabajando y sumarse a las medidas e iniciativas que permitan seguir contribuyendo a mejorar los estándares medioambientales, como certificaciones y el implementado APL Logístico Minero Puerto Antofagasta, que involucró una inversión de más de US$18 millones, traducidos en adquisición de mayores y mejores tecnologías para el traslado, embarque, acopio y desembarque de graneles minerales.