(Pulso) Diversos sindicatos del sector minero anunciaron su adhesión al llamado de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), que convocó a una huelga nacional para las jornadas de mañana y el jueves.

Uno de los principales en sumarse fue la Federación de Trabajadores del Cobre (FTC) -que agrupa todos los sindicatos de Codelco-, que a través de su Consejo Directivo Nacional informó que se harían parte del movimiento. Por lo mismo, solicitaron que se “coordine todas las acciones tendientes a dar cumplimientos a este mandato”.

[Lea también: Codelco informa normalidad operaciones y procesos del primer turno de Chuquicamata]

 

Además, citaron a un consejo ampliado de presidentes de los sindicatos para el día viernes en Santiago. Los temas a tratar son la situación sociopolítica actual del país y definir las acciones a tomar.

Los trabajadores sindicalizados de Minera Escondida, en tanto, no solo anunciaron que se harán parte de la movilización mañana y el jueves, sino que hoy paralizaron sus funciones entre 08.00 y 13.00 horas.

“Nuestra organización sindical no aceptará abusos ni represión de los empresarios ni de su gobierno, menos aún cuando la represión afecta incluso a los propios hijos de los trabajadores que se manifiestan contra un sistema injusto que han sido impuesto por los que hoy gobiernan”, dijo a través de una declaración el sindicato N°1 de Escondida.

Su empresa controladora BHP, lamentó la decisión del sindicato, pero aseguró que la continuidad operación se ha mantenido, pero a un ritmo menor. Además, la minera señaló que ha estado enfocado en mantener las condiciones de seguridad en faenas y en ajustar los planes especiales de transporte para los trabajadores.

En tanto, a través de un video de la directiva de la Federación Minera de Chile (FMC), que agrupa a unos 200 mil trabajadores, llamó a sus asociados a sumarse al paro nacional a contar de este jueves. “Eso es irrevocable, irrenunciable, es un compromiso que tomamos los trabajadores de la minería de este país. No podemos aparecer indolentes ni ausentes de un diálogo que el país completo nos está exigiendo”, señalaron sus dirigentes.
El sindicato de Collahuasi, que forman parte de la FMC, ya confirmaron que se sumarán el jueves.

Los portuarios

En tanto, por tercer día consecutivo se paralizará el sector portuario, en señal de protesta a raíz de los hechos violentos acaecidos a lo largo del territorio nacional en los últimos días. Así lo afirmó el vocero de la Unión Portuaria de Chile, Sergio Cruz, quien aseguró que desde el sector también se encuentran estudiando la posibilidad de suspender el servicio por tiempo indefinido hasta que se restablezca completamente el estado de Derecho.

De acuerdo con el dirigente, la paralización fue total, hubo una participación del 80% de los puertos chilenos y confirmó que la Unión Portuaria, se sumará a la movilización convocada por la CUT para el día de mañana.

En este sentido, Cruz reconoció que “si bien al principio, nosotros estábamos ajenos a esto, al ver el descontento de la gente, nos sumamos a las demandas de la ciudadanía, que van más allá de un partido político”.

Los puertos paralizados al cierre de la jornada de hoy son: Iquique, Tocopilla, Antofagasta, Chañaral, Caldera, Huasco, Ventanas, Valparaíso, San Antonio, Penco, Lirquén, San Vicente, Talcahuano, Huachipato, Coronel, Corral, Puerto Montt, Chacabuco, Calbuco y Punta Arenas.

En tanto, la presidenta de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), Bárbara Figueroa, dijo que la huelga general convocada por la agrupación el lunes pasado, iniciará mañana desde las 10.00 horas y se extenderá hasta el jueves.

En este sentido, y al término de la asamblea extraordinaria a la que asistieron todos los representantes que agrupan la central sindical, Figueroa detalló que, la actividad central se realizará en la Región Metropolitana y partirá desde Plaza Italia. En cambio, a nivel regional, dijo que cada Unidad Social Local definirá sus sitios de inicio.

En la oportunidad rechazó también todo acto violento que pueda desdibujar el foco de la protesta ciudadana, y reiteró su llamado a la manifestación pacífica, aunque sobre este punto enfatizó que “queremos una paz, pero efectiva, que contenga justicia social, con debates de fondo y con las demandas que se han puesto sobre la mesa”.

Entre los puntos de exigencia de la CUT se encuentran: la inmediata anulación del estado de emergencia que rige en Chile desde el pasado viernes; la paralización de la tramitación de cualquier trámite legislativo; la implementación de un paquete de medidas económicas en pro de los más vulnerables y el retiro de todos los proyectos contemplados en la agenda de reformas del Presidente Sebastián Piñera.