Como una “mala semana para el crecimiento sostenible” calificó Álvaro García, presidente ejecutivo de Alianza Valor Minero, los días en que se conocieron el descenso de Chile en la encuesta del Instituto Fraser -que mide el atractivo de los países en inversión minera- y la resolución de la comisión regional que rechazó el proyecto Dominga, en que “terminamos demostrando al mundo que la incerteza (regulatoria) es efectiva”, manifestó.

Por medio de una declaración, García hizo ver que el proyecto minero, cuyo propietario es Andes Iron, siguió un largo proceso de tramitación ambiental, que concluyó con un informe favorable del organismo técnico validado para estudiar el caso. “Este informe, a pesar de no haber tenido ningún comentario en contrario de los que participarían en la votación, fue ignorado en la sesión de la instancia regional que rechazó el proyecto”, observó el ex ministro.

[Rechazan proyecto Dominga en votación dividida]

El presidente ejecutivo de Valor Minero lamentó además que esto ocurra en un contexto donde la inversión minera ha bajado a la mitad en tres años “y Chile ha dejado de ser la principal locación para las inversiones mineras, con su consiguiente y significativa baja en el aporte económico y de crecimiento del país”, indicó.

En esa línea, expresó que “si queremos crecer de manera sustentable, tenemos que generar las condiciones adecuadas tanto para atraer inversión como para que opere la institucionalidad ambiental”, y que en esta ocasión ninguna de esas condiciones funcionó.

“Lo más grave es que esta situación abre la puerta para que se dé la siguiente situación: un proyecto con graves deficiencias ambientales, rechazado con toda razón por el organismo técnico, pero que es aprobado finalmente por el voto que ignora dicha recomendación institucional”, advirtió el representante, criticando que primen los prejuicios y los intereses.