Nueva agencia de inversión extranjera define a Energía como prioridad para 2016

La recién creada Agencia de Promoción de la Inversión Extranjera (APIE) reemplazó al CIE, tras derogación del DL 600.

(La Tercera) Atraer inversión para los sectores de energía, infraestructura, agroalimentario y servicios a la minería, es la misión que se impuso la nueva Agencia de Promoción de la Inversión Extranjera (APIE), organismo que vino a reemplazar al Comité de Inversiones Extranjeras (CIE), luego de la derogación del DL 600, en la reforma tributaria.

Pese a que desde el 1 de enero de 2016 ya es posible observar la nueva imagen corporativa de la APIE en su página web, en la entidad están a la espera que la Contraloría tome razón del decreto de ley que crea la nueva institucionalidad. “Apuntamos a estar completamente operativos durante los tres primeros meses de este año”, explica su director, Vicente Mira.

La nueva agencia tendrá la misión de coordinar e implementar la política estatal sobre inversión extranjera establecida por el Comité de Ministros, que estará encabezado por el titular de Economía, de modo de atraer todo tipo de capitales e inversiones extranjeras a Chile. Para ello, utilizarán los estándares de organismos internacionales, como la OCDE y el Banco Mundial.

El director del organismo admite que la agencia busca cambiar el enfoque de atracción de inversión extranjera directa, definiendo, por ejemplo, una priorización de los sectores a promover.

Los prioritarios

En el sector energético, Mira reconoce que el año pasado estuvieron concentrados en la generación eléctrica.

“La inversión extranjera durante el 2015 ha sido fundamental para permitir la entrada de dos o tres nuevos participantes a un sector que estaba altamente concentrado”, dice el director de APIE. “Logramos reducciones de precios bastante considerables”, agrega.

Este año, sin embargo, los esfuerzos estarán en transmisión eléctrica, considerando las licitaciones de nuevas líneas. “En Chile el negocio de transmisión está en manos de capitales canadienses y muy concentrado. Hay capitales colombianos entrando, españoles y asiáticos que también mostraron interés. En ese sentido, vamos a continuar con dicho esfuerzo”, adelanta.

En infraestructura, el ejecutivo revela que hay una cartera de inversiones en el Ministerio de Obras Públicas (MOP) por más de US$ 13.000 millones para los próximos seis años, que incluye obras viales, aeropuertos y embalses. Además, existe la posibilidad de mejorar la infraestructura turística, especialmente centrada en la construcción de hoteles de 3, 4 y 5 estrellas, en Santiago y regiones.

Del mismo modo, indica Mira, está la posibilidad “de construir centros de convenciones, la renovación de licencias y concesiones para casinos y el desarrollo de un estudio cinematográfico en Chile, luego de la firma de un memorándum de entendimiento entre la británica Pinewood y Corfo”.

El sector agroalimentario, en tanto, cuenta con ventajas comparativas únicas, según el análisis de APIE , dada la condición contra cíclica a los patrones de consumo del hemisferio norte. “Cosechamos cuando ellos están en invierno”, explica Mira.

El sector minero también está entre las prioridades, pero desde el punto de vista de las empresas que prestan servicios.

“La minería es una industria cíclica que ellos mismos saben manejar muy bien y que en tiempos de vacas flacas, invierte en temas de productividad y tecnología”, señala Mira. “Ahí hay una capacidad de desarrollo tecnológico y de servicios para una industria que es muy grande, pues mueve más de US$ 15.000 millones en servicios al año”, agrega.

Comentarios

Conectate con