Desde esta semana el courier UPS, uno de los cuatro “grandes” en este segmento de la logística, comenzó a operar con avión propio entre Brasil, Chile y Argentina, con 4 frecuencias semanales, con un Boeing 757-200 con capacidad para 40 toneladas de carga.

El gerente general de la empresa, Alexandre Rodrígues, enfatizó que UPS es la única empresa courier que ofrece este servicio con un avión propio, lo que hace posible ofrecer un servicio muy rápido y confiable, y para algunos servicios, les permite ofrecer entregas prácticamente en 24 horas.

El servicio, denominado UPS Worldwide Express Freight ofrece envíos garantizados de carga paletizada de más de 70 kg. La entrega es puerta a puerta y en un día definido, incluyendo el servicio de despacho aduanero. Indicó que los principales usuarios del nuevo servicio de freight forwarding serán los exportadores de fruta fresca, como berries y otros alimentos perecibles.

También usarán el nuevo servicio las empresas vitivinícolas, que tienen mucho mercado en Brasil, y las del sector farmacéutico que requieren se servicio de frío y tiempos cortos de transporte.

El sector minero será otro importante beneficiado con el transporte aéreo con aviones propios ya que hará posible disponer de repuestos críticos en muy poco tiempo, cualquiera sea su procedencia, esto gracias a la red mundial de servicio con aviones propios de que dispone UPS.

Otro usuario potencial relevante del nuevo servicio de UPS Worldwide Express Freight es la industria del salmón de Chile, la que tiene un importante mercado en Brasil, el tercero en orden de importancia, y que actualmente despacha el producto por vía terrestre, lo que toma entre 3 y 4 días en llegar al mercado.

Los vuelos son los días lunes, miércoles, jueves y viernes, entre las ciudades de Sao Paulo, Santiago y Buenos Aires, pero la empresa puede operar también a otros aeropuertos en Chile, según las necesidades de los usuarios.