Demostración de equipos y tecnología Caterpillar, en su centro de Tinaja Hills.
Demostración de equipos y tecnología Caterpillar, en su centro de Tinaja Hills.

Los focos de Caterpillar en minería

Soluciones en materia de tecnología autónoma, mayor disponibilidad de los equipos e interoperabilidad son parte de las prioridades en las que está trabajando.

*Desde Tucson, Estados Unidos.

“Excitados con el futuro: nuestro viaje está recién comenzando”, fue uno de los mensajes transmitidos por el fabricante de equipos para minería Caterpillar, en un encuentro con representantes de medios especializados, para dar a conocer sus recientes avances en este sector.

Y es que pese a la caída que ha experimentado la venta de equipos nuevos, como consecuencia de la baja en los precios de los commodities y el consecuente ajuste realizado por las compañías mineras, la industria extractiva sigue produciendo en el día a día, y demandando soluciones que le ayuden a enfrentar sus crecientes desafíos.

Por ello, la tecnología autónoma, el manejo remoto de los diversos componentes de las flotas y la mayor disponibilidad de estas unidades, junto con la búsqueda de más productividad y reducción de costos, son algunas de las principales tendencias en las cuales está abocado el tradicional fabricante estadounidense.

Así lo expusieron sus expertos en el encuentro Mining Technology Press Program, realizado en su centro de demostraciones y aprendizaje de Tinaja Hills, en Arizona, y al cual MINERÍA CHILENA fue una de las publicaciones invitadas a asistir.

La cita estuvo enfocada en ser una actualización de las novedades presentadas hace un año en Las Vengas, en la última versión de la feria MINExpo, así como fue el escenario para dar a conocer a algunos de los socios tecnológicos con los que están colaborando.

Y al igual que en el evento de 2016, el mensaje es que buscan acompañar a sus clientes más allá de la venta de “fierros”.

Novedades

En esta línea, Caterpillar apunta a potenciar y ampliar su gama de soluciones tecnológicas MineStar System, por una parte expandiendo sus alianzas con diversos socios, como universidades y centros tecnológicos, grupos industriales y proveedores, entre otros, para ir a una mayor interoperabilidad de estas soluciones, por ejemplo, apoyando a flotas mineras mixtas, con equipos de otras marcas.

Otro foco, en tanto, es lograr una mayor escalabilidad de estas tecnologías, abordando necesidades más específicas y que sean accesibles para grandes y pequeños actores.

“Estamos comprometidos con entregar soluciones tecnológicas que pueden hacer la diferencia para minas de todos los tamaños y con todo tipo de equipos”, sostiene Craig Watkins, Mining Technology manager.

La compañía también destaca el avance en materia de automatización de sus equipos. Para fines de este año esperan tener un centenar de grandes camiones operando en tres continentes.

En el caso de una flota de vehículos CAT 793F, la firma subraya que ha alcanzado un 20% de mayor producción en comparación con las unidades tripuladas que laboran en la misma faena.

“En los más de cuatro años desde que comenzaron a operar, los camiones autónomos han transportado más de 400 millones de toneladas métricas de material, sin registrar tiempo perdido por accidentes”, recalca el fabricante. Asimismo, añaden que el sistema ha demostrado ser fiable, con una disponibilidad superior al 99,95%.

Caterpillar también está probando una perforadora autónoma, en preparación para el lanzamiento comercial de un sistema orientado a esta actividad a principios de 2018. Esta tecnología, puntualizan, está diseñada para una fácil integración con equipos de otras marcas y configurada, además, para que los controles manuales permanezcan funcionales y listos para su uso cuando sea necesario.

El desarrollo de soluciones para minería de superficie también contempla un sistema semi-autónomo de bulldozers, que aprovecha las tecnologías de control remoto que forman parte de CAT Command. La compañía espera contar con 19 unidades CAT D11T trabajando semiautomáticamente en ensayos de validación, en cuatro sitios de clientes.

En materia de minería subterránea, adelantan que están preparando la prueba de un LHD con batería eléctrica en una mina en Canadá, tecnología que todavía está en proceso de optimización de su diseño final para ser lanzada al mercado.

“Nuestros clientes están planeando ir a minas más profundas, con ambientes de mayores temperaturas, donde los costos de ventilación son clave para la viabilidad de la faena (…) Uno de los medios para reducir esta demanda es mediante la electrificación del equipo minero”, acota Jay Armburger, product manager para Tecnología Subterránea.

De esta forma, el fabricante busca estar más cerca de las necesidades de sus clientes.