La electromovilidad y el avance de la nutrición vegetal de especialidad son hoy los principales ámbitos que están impulsando la cartera de productos de SQM, particularmente litio y nitrato de potasio. La minera no metálica está llevando a cabo diversos proyectos de expansión con miras a atender la creciente demanda que presenta el mercado.

En ese contexto, Patricio de Solminihac, gerente general de la compañía, explicita las perspectivas que manejan para la industria del litio y en particular las implicancias del acuerdo suscrito con Corfo.

Dentro del portafolio de SQM, ¿cuál es la importancia relativa que hoy tiene cada producto en términos de ventas y participación de mercado?

La nutrición vegetal de especialidad –productos basados en nitrato de potasio– representó el 32% de las ventas en 2017; el litio y sus derivados, un 30%; el potasio (cloruro de potasio y sulfato de potasio), un 18%; el yodo y sus derivados, un 12%, y los químicos industriales (nitratos industriales, sales solares y potasio industrial), un 6%.

En el mercado del litio, SQM alcanza una participación aproximada del 25%. Se trata de un mercado que sigue creciendo fuerte, a causa del aumento de la demanda de vehículos eléctricos, en un escenario de oferta aún muy ajustado. Nuestras estimaciones son que durante 2018 esta demanda por químicos de litio podría ser un 20% superior al año pasado.

En cuanto al mercado de nutrientes vegetales de especialidad, SQM representa más del 50% de la industria de nitrato de potasio, que mantiene un alto crecimiento, producto del aumento de demanda de los vegetales, de la escasez de agua y del incremento de las técnicas modernas de agricultura.

¿Cuál es su visión respecto al escenario actual del mercado del litio, considerando aspectos como nivel de producción, competencia, precios y demanda?

El crecimiento de la demanda está impulsado principalmente por el desarrollo de los vehículos eléctricos, y debiese seguir siendo muy fuerte durante los próximos años. Por otro lado, la industria necesitará que entren en producción más proyectos eficientes para mantener el equilibrio del mercado.

Nuestros pronósticos son que durante los próximos cinco años la demanda de litio crecerá a un promedio anual de 18%. Consecuentemente, el mercado necesitará al menos 50.000 toneladas de suministro adicional por año de carbonato de litio equivalente para mantener su equilibrio. Sobre esta base, se sustenta nuestro anuncio de aumento de capacidad de producción de carbonato de litio en el Salar del Carmen, con el objetivo de llegar a una capacidad instalada de 100.000 TM anuales en 2019.

Respecto a los precios, considerando que tenemos prácticamente todo vendido el primer semestre de 2018, han aumentado un 20% en comparación con el último trimestre de 2017. Estimamos que la demanda total de químicos de litio podría crecer más del 20% este año, llegando a casi 260.000 TM. Esperamos que la demanda de vehículos eléctricos crezca anualmente en torno al 35% en los próximos cinco años y, consecuentemente, la de productos químicos de litio, en más del doble en el mismo período.

Acuerdo con Corfo

¿Cómo evalúan los efectos y oportunidades que genera el convenio suscrito con Corfo?

Este acuerdo nos permite continuar desarrollando una historia exitosa en el Salar de Atacama, con una nueva cuota asignada que nos da la flexibilidad para aumentar nuestra capacidad de operación de acuerdo a las variables del mercado.

¿En qué medida el aumento de la cuota de extracción autorizada a SQM podría significar una saturación o no del mercado, o un impacto en los precios?

El aumento de la cuota es una cosa, nuestros aumentos de capacidad otra y nuestra producción efectiva cada año, otra diferente. SQM está aumentando su capacidad de acuerdo a las estimaciones de la demanda para los próximos años, con la flexibilidad de adaptarnos a las señales que el mercado nos vaya entregando en el futuro. Como dije, para los próximos cinco años prevemos un crecimiento promedio de la demanda anual de aproximadamente 18%. Respecto a los precios, éstos dependerán del ingreso de nuevos proyectos al mercado, y nuestras estimaciones nos indican que los precios promedio de este año serán más altos que los observados en 2017.

¿Qué inversiones implicará el nuevo acuerdo con Corfo para SQM?

Aproximadamente hace un año anunciamos una expansión de capacidad de 48.000 a 63.000 TM/año de carbonato de litio en Chile, y que se terminará en 2018. Este proyecto se ha revisado para alcanzar una capacidad total de producción de 70.000 TM anuales. Pero además, estamos trabajando en un proyecto para aumentar la capacidad de nuestra planta en otras 30.000 TM durante 2019, a fin de alcanzar las 100.000 TM/año de capacidad total en Chile. El presupuesto total para ambas etapas será de aproximadamente US$170 millones. Futuros aumentos de capacidades se decidirán de acuerdo a la demanda del mercado.

El convenio con Corfo considera el derecho a una “cuota de eficiencia” de 51.063 ton de litio metálico equivalente. ¿Esta opción la materializarán a través de nuevas plantas u optimizando la gestión?

A través de optimizaciones y aumentos de eficiencia y rendimientos.

¿En qué medida podría cambiar el panorama para el mercado del litio, por las autorizaciones de producción y extracción otorgadas a Albemarle y Salar Blanco, respectivamente, junto con el Ceol de Codelco? ¿En qué pie queda SQM en este escenario?

Existen numerosos proyectos en muchas partes, y no vemos que lo indicado sea relevante en este contexto. Nuestra estrategia es consistente con nuestras capacidades y posicionamiento.

Proyectos para este año

¿Cuáles son los proyectos e inversiones en que la compañía se enfocará este 2018?

Durante este año trabajaremos en la expansión de capacidad de 48.000 TM a 70.000 TM de carbonato de litio anuales, en Salar del Carmen. En paralelo, en nuestro proyecto Minera Exar en Argentina continuaremos trabajando en la ingeniería de detalles de la planta química y desarrollando la primera etapa, que ya ha comenzado con la construcción de las pozas de evaporación y que debieran iniciar el llenado en la segunda mitad del año. En Australia, en el proyecto de litio Mt. Holland, nos abocaremos a una mayor exploración del recurso, al desarrollo del estudio de factibilidad y a los permisos ambientales requeridos para poder estar en producción en 2021.

En el yodo, nos concentraremos en lograr un aumento de nuestra capacidad de producción de las 11.000 TM actuales a 14.000 TM durante 2018.

Al mismo tiempo, seguimos trabajando en el proyecto de expansión de nuestra capacidad de producción de nitrato de potasio, para llegar a una capacidad total de aproximadamente 1,5 millón de TM al año.