(El Mercurio de Antofagasta) Así lo determinó la repartición de gobierno luego de analizar la consulta de pertinencia ingresada por la compañía el pasado 20 de marzo. La iniciativa busca desarrollar actividades de exploración minera, considerando 39 plataformas de sondajes, las que se emplazan al interior de la propiedad minera constituida por el titular, en la comuna de San Pedro de Atacama.

Representantes de la comunidad indígena atacameña ya habían solicitado formalmente al SEA que determinara que este proyecto ingrese al sistema de evaluación ambiental.