(El Mercurio de Calama) El Consejo de Pueblos Atacameños, junto con el Observatorio Plurinacional de Salares Andinos, organizaron el Primer Seminario Internacional del Litio en San Pedro de Atacama. Encuentro que contó con las exposiciones del antropólogo argentino y perito ambiental de la Universidad de Jujuy, Néstor Ruiz, y la académica de la Universidad de Antofagasta, Ingrid Garcés.

El presidente del Consejo, Sergio Cubillos, explicó que la inquietud de realizar este seminario, que en esta primera edición se enfocó en el boom comercial del litio, electromovilidad y sustentabilidad de los territorios; surge de la necesidad de informar y educar a la comunidad respecto de este proceso extractivo y sus externalidades negativas.

Exposición del cpa

Respecto de su participación, Cubillos dijo que se enfocó en detallar cómo se realiza la extracción en el salar de Atacama, “lo que nosotros entendemos es una ‘minería de agua’ y los impactos que hoy no se ven, porque hoy se ve al litio solo como un recurso sustentable, que potencia las energías renovables, la electromovilidad, pero no se ven los impactos y cómo ha ido depredando el salar de Atacama, y la falta de estudios hidrogeológicos que establezcan los reales impactos futuros en esta zona”.

Una defensa del salar que hoy lidera el Consejo, destacó el comunero, es así que hoy mantienen una demanda por el acuerdo conciliatorio firmado entre Corfo y SQM en enero de 2018; judicializaron el proceso sancionatorio de la Superintendencia de Medio Ambiente contra SQM; ademán han ido monitoreando todo lo que ocurre en el salar de Atacama y en sus alrededores.

“Estamos convencidos que las extracciones agua de Minera Escondida y Zaldívar son extremadamente grandes y afectan al salar y las 18 comunidades de la cuenca, porque junto con nuestros profesionales sostenemos que todos los acuíferos de la zona están interconectados entre sí, es decir, que el salar de Atacama se alimenta de todas las cuencas y subcuencas que están a su alrededor, y esto incluye el acuífero de Monturaqui, el río San Pedro, las aguas que vienen de cordillera abajo, etc.”, explicó.

El dirigente, quien espera continuar realizando actividades como este seminario, destacó además que los efectos de la sobreexplotación ponen en riesgo, además, la forma de vida, la cultura ancestral de los atacameños likanantai.