(El Mercurio) Un permiso clave consiguió Mina Invierno luego de que el Tribunal Ambiental de Valdivia levantara la medida cautelar en contra del uso de tronaduras en la faena de carbón.

La resolución se dio tras los alegatos que se produjeron el 12 de diciembre, con lo que la autoridad dio luz verde a la operación del proyecto propiedad en partes iguales de las familias Angelini y Von Appen. Según señaló el tribunal, “el reclamante no acompañó antecedente alguno que permita contrarrestar en sede cautelar la documental agregada por los oponentes; así como tampoco demostró su falta de verosimilitud de los antecedentes aportados por el titular oponente”.

Es por esto que en la resolución, hecha pública en las últimas horas de este lunes, se adoptan las recomendaciones de los informes sectoriales del Consejo de Monumentos Nacionales. Mientras, el tribunal mantiene en pie el análisis de los antecedentes con el que realizará en el pronunciamiento de fondo de la reclamación.

“Debido a esta razón y bajo el principio preventivo del Derecho Ambiental, el Tribunal resolvió alzar dicha medida cautelar y en su reemplazo dictar una nueva medida, que autoriza a la Mina Invierno a ejecutar el proyecto Tronadura, condicionado al cumplimiento de un informe previo de diseño de la primera tronadura”, dijeron en un comunicado desde el tribunal.

Así, bajo la nueva metodología, Mina Invierno deberá informar con 10 días de anticipación a Sernageomin y a la Superintendencia del Medio Ambiente (SMA) el día y hora en que realizará la primera tronadura.

Con la información levantada en terreno, más la que aporte el Sernageomin, será la SMA quien deberá elaborar y remitir un informe al tribunal de Valdivia en un plazo de 10 días de ocurrida la tronadura. Con estos antecedentes a la vista, se evaluará la necesidad de modificar la medida o dictar otras nuevas que sean procedentes, se explica en la resolución firmada por los ministros Iván Hunter Ampuero, Michael Hantke Domas y Sibel Villalobos Volpi.