(El Mercurio de Antofagasta) Ante la interrogante que se abrió tras la venta de acciones de SQM por parte de Nutrien respecto de cómo tributarán las ganancias obtenidas por la operación, la discusión se ha centrado en la posibilidad de que beneficios tributarios generen a la firma canadiense un ahorro impositivo que iría entre US$ 760 millones y US$ 800 millones.

Al respecto, Eduardo Lagos Lorent, abogado y profesor de Derecho Tributario de la Pontificia Universidad Católica, afirmó a este medio que la eventual aplicación del beneficio tributario previsto en el Art. 107 de la Ley de Impuesto a la Renta le permitiría a Nutrien no tributar nada por la ganancia obtenida en el remate de las acciones de SQM-A.

La norma, que declara “ingreso no renta” (liberado de impuestos) la ganancia obtenida en la venta de acciones de sociedades anónimas abiertas constituidas en Chile, aplicaría si se cumplen tres causales: tener presencia bursátil, que la venta haya sido efectuada en una bolsa de valores autorizada y que las acciones vendidas hayan sido adquiridas en bolsa, en una OPA, en una colocación de acciones de primera emisión o rescate de valores.

Iniciativa de lagos

Este beneficio tributario fue una iniciativa del Gobierno de Ricardo Lagos y se planteó como una medida para incentivar una “mayor participación, profundidad y liquidez en el mercado accionario”.

“Se estimó que era más beneficioso para el país un mercado accionario dinámico y competitivo que cobrar impuestos a todas las transacciones de acciones con presencia bursátil”, agregó el académico, quien enfatizó que lo anterior contó con el consenso del Congreso para que la iniciativa se convirtiera en ley.

El abogado rechazó que Nutrien sea objeto de críticas si se acoge a este beneficio, ya que se trata de una “economía de opción”. “Esto es la elección de una alternativa beneficiosa para el contribuyente expresamente contemplada en la legislación tributaria”. Eso sí, agregó que el SII deberá verificar que en el caso concreto no se configure una posible elusión a través de algún tipo de abuso o simulación.

En este sentido, el Servicio de Impuestos Internos destinó un equipo especial para analizar las implicancias tributarias de esta operación, después de que desde el Ministerio de Hacienda pidieran monitorear la transacción. Para ello es fundamental lo quien informe Nutrien al regulador.