(El Mercurio) Una dura oposición generó el acuerdo extrajudicial entre la Fiscalía Nacional Económica (FNE) y la empresa china Tianqi en la audiencia del Tribunal de Defensa de la Libre Competencia en la que ayer se analizó este convenio, que viabiliza la compra del 24% de SQM por parte de la asiática.

En la oportunidad, tanto los representantes de SQM, como del grupo Pampa -mayor accionista de la empresa ligada al empresario Julio Ponce-, mostraron su rechazo. Esto fue compartido por Conadecus y el abogado Manuel Cruzat. “El acuerdo entre la FNE y Tianqi debe ser rechazado porque es insuficiente y no mitiga los riesgos que existen con esta operación”, señaló la abogada de la minera, María Isabel Díaz, quien durante su exposición agregó: “Tener a un competidor como accionista importante, presenta riesgos y desafíos para la libre competencia”.

Según reveló Díaz, la postura en pleno de la mesa de SQM fue rechazar la propuesta, incluidos los tres directores que fueron nominados por la canadiense Nutrien, firma que intenta enajenar sus acciones (24% de la propiedad de SQM) aTianqi. La conclusión del directorio va en línea con que el acuerdo no evita el traspaso de información sensible desde SQM a la empresa china, lo que incluso podría tener efectos en el funcionamiento del mercado del litio.

Pero quizás el aspecto más llamativo resaltado por SQM tuvo que ver con que parte de los convenios serían incongruentes con la ley de Sociedades Anónimas, ya que esta normativa obliga a los directores a estar informados sobre los hechos relevantes de la compañía, por lo que estarían incumpliendo sus obligaciones al restarse de la discusiones sobre el litio. Advirtieron que este tipo de cabos sueltos pueden exponer a la empresa a líos judiciales.

El Grupo Pampa agregó que las once condiciones del acuerdo solo son buenas intenciones, así como los deberes fiduciarios que debe cumplir cualquier accionista. El abogado del grupo, José Clemente Coz, agregó que el pago de la operación estaría sobrevalorado en unos US$ 1.300 millones respecto del precio de mercado, y señaló que “la FNE no ha obtenido nada, lo que hay aquí es que se le regaló un acuerdo a Tianqi”.

La defensa de la firma asiática vino de parte del abogado Claudio Lizana, quien apuntó a que los detalles del acuerdo aún pueden ser afinados en el protocolo que deben elaborar con el directorio de SQM. “Ahí va a haber un contrapeso adecuado y si hay dudas en la implementación, esa es la instancia donde deben resolverse las dudas”.

En su exposición, Lizana apuntó a que la demanda de la Corfo, que dio inicio a la investigación, es tendenciosa, mientras que el representante de Nutrien, José Miguel Huerta, comparó la operación con la realidad de Codelco, que cuenta con distintas asociaciones con competidores y no ha tenido problemas con estas empresas.

El fiscal Nacional Económico (s), Mario Ybar, agregó que “es difícil llegar a un equilibrio entre la proporcionalidad y la suficiencia, y creo que en este caso se logra”.

[Relacionada: SQM, Cascadas y Nutrien se hacen parte en causa ante el TDLC que revisará acuerdo entre Tianqi y la FNE]