(El Mercurio) Aunque para muchos la burbuja de las criptomonedas ya “estalló”, aún hay quienes siguen apostando a que las divisas virtuales serán el futuro de las finanzas.

Parte de estos fieles seguidores no solo creen en la masificación de estos activos, sino que además operan como “mineros”, los encargados de crear estas divisas, profesión que se ha masificado en los últimos meses.

Pero, ¿qué tan rentable resulta formar parte de esta red? Lo cierto es que a simple vista mucho, ya que cada uno de ellos gana una cantidad establecida de bitcoins gracias a su aporte al sistema. En concreto, cada uno recibe lo equivalente a 12,5 bitcoins, lo que en esta fecha equivale a US$ 80.925, ingresos que por mucho superan el promedio obtenido en profesiones tradicionales como la ingeniería o la pedagogía.

[VEA TAMBIÉN: Electricidad y combustibles entre los insumos críticos de la minería]

En Chile no tanto

Pero como no todo lo que brilla es oro, personas que se encuentran dentro de esta industria en el país señalan que a pesar de que ser minero puede verse como un negocio millonario, la realidad no es tan así. Según Daniel Dupré, gerente de Negocios de CryptoMKT, uno de los principales factores en los que se basa la rentabilidad del minado es el costo de la luz, tema que no juega muy a favor dentro del país, debido a que en la mayoría de las regiones el costo es bastante elevado.

Con esto, gran parte de los millones prometidos pasan a ser gastos, por lo que aunque existen mineros en Chile a baja y mediana escala, lo cierto es que no logran competir con las “granjas” de minado en China, Rusia o Islandia, países que no solo gozan de bajos precios en energía, sino que también rápidas conexiones a internet y condiciones óptimas para los datacenters abarrotados de cables y hardwares .