El Ministro de Minería, Baldo Prokurica, junto con el vicepresidente ejecutivo de la Comisión Chilena del Cobre, Cochilco, Sergio Hernández, dieron a conocer este martes las principales conclusiones del Informe de Tendencias del Mercado Internacional del Cobre, correspondiente al segundo trimestre de 2018. El organismo ajustó la estimación del precio promedio del cobre para 2018 a US$3,00 la libra, frente a los US$3,06 la libra del análisis anterior, mientras que para 2019 prácticamente no hubo variación, de U$3,11 a US$3,10 por libra.

Al respecto, Sergio Hernández subrayó el impacto que ha tenido en los mercados (y el cobre no escapa de ello) la incertidumbre respecto de la guerra comercial entre Estados Unidos y China, que se ha extendido a la comunidad europea, es decir, los tres principales actores económicos del mundo, que tienen un peso e influencia en el resto de las economías.

“Esto es tan importante porque la economía China consume el 51,3% (este año) de la proyección del cobre en el mundo, la economía norteamericana el 7,7% y la europea el 16%”, agregó.

Factores incidentes

El director de Estudios y Políticas Públicas de Cochilco, Jorge Cantallopts, hizo hincapié en que existen factores que no tienen que ver con el mercado del cobre que han explicado los movimientos en los últimos meses, como son el aumento del 25% en el arancel a los productos de China, así como el crecimiento de ese país, que viene más bajo, y la apreciación del dólar producto no sólo de la guerra comercial, sino también del aumento en las tasas de interés por parte de la Reserva Federal de Estados Unidos.

Agregó que de acuerdo al análisis del comportamiento que ha tenido el mercado del metal en las últimas semanas, “hay expectativas de recuperación en el precio del cobre, lo que nos indica que el piso ya se tocó. En términos generales el mercado sigue bastante sano”.

Producción de cobre para este año

En tanto, el vicepresidente ejecutivo de Cochilco también se refirió al aumento previsto en la producción de cobre para este año, que se espera llegue a 5,7 millones de toneladas, es decir, un alza de 4,7% , lo que a su juicio tiene dos causas: el mayor aporte de Escondida (que en 2017 enfrentó una huelga de 43 días) y en la confianza de los inversionistas, “que está siendo creciente”, aseveró.

Sostuvo que “no obstante esta guerra comercial, elementos internos hacen que haya una fortaleza mayor en las proyecciones de inversión y en las de producción”.

En tanto, el Ministro Prokurica reiteró que los efectos de esta baja coyuntural en el precio del metal se producen específicamente por el impacto de la guerra comercial “y no por el tema de los stocks que hay de cobre, ni por la oferta ni la demanda, que es lo que nosotros creemos que es lo permanente”.

El secretario de Estado subrayó que “la inversión en Chile la vemos muy sana. Los grandes inversionistas si bien observan este tipo de efectos, siempre están mirando el largo plazo. Por tanto, los grandes proyectos como Quebrada Blanca y otros no han cambiado en sus expectativas”.

Producción mundial de cobre mina

Respecto a la producción mundial de cobre de mina, Jorge Cantallopts indicó que para este año se estima que aumente en un 2,2% respecto de 2017 y que crezca -el próximo año- en un 3,2%

En cuanto a la demanda de cobre para este ejercicio, dijo que se pronostica una expansión de 0,4% a nivel global, llegando a 23,5 millones de toneladas. “China registraría un crecimiento de 2,5%, pero el resto del mundo anotaría una caída de 1,6% respecto de 2017”, precisó el director de Estudios de Cochilco.

Además, comentó que “China está teniendo un crecimiento más moderado que lo que mostraba en los últimos años, sin embargo este dinamismo es bastante plano, no se muestra una caída dramática, por lo tanto las expectativas de crecimiento de la economía de China siguen estando entre el 6% y el 6, 5% para este año y para el próximo”.