(Pulso) La empresa japonesa Mitsui junto a Tedagua, del grupo Cobra, levantarán la planta desalinizadora de agua de mar de Minera Spence, propiedad de BHP, luego de conseguir el financiamiento para el proyecto por US$ 620 millones.

La planta, que mueve 1.000 litros de agua por segundo, está ubicada en Antofagasta, contempla la construcción y la operación por un período de 20 años, con la posibilidad de extender el trato otros cinco años. En octubre pasado, cuando se realizó el anuncio del acuerdo entre las partes, el presidente de Mitsui en Chile, Yoshinori Takase, comentó que “esperamos contribuir al país con más inversiones”.

El proyecto considera abastecer Spence Growth Option (SGO), aprobado por BHP en agosto pasado, y que contempla la construcción de una concentradora de cobre con capacidad de 95.000 toneladas diarias. Lo anterior extenderá la vida de la mina en unos 50 años. ¿Por qué una planta desalinizadora? La minería para abastecer sus operaciones está contemplando cada vez más el uso de agua de mar, desalada o no, para cubrir sus requerimientos.