(Pulso) Los ministros del Primer Tribunal Ambiental de Antofagasta quedaron en acuerdo para dictar la sentencia en la causa por el recurso de reclamación presentado por la empresa Andes Iron, en contra del rechazo a su proyecto minero-porturario Dominga por parte del Comité de Ministros, y anunciarán la sentencia antes de la segunda semana de abril.

“La causa ya ha quedado en estado de acuerdo lo que significa que el Tribunal ya ha adoptado una decisión al respecto, decisión que, como ya hemos señalado en ocasiones anteriores, debiera estar disponible y resuelta durante el mes de abril”, informó el ministro titular Mauricio Oviedo.

Los integrantes del tribunal, presidido por Daniel Guevara, y conformado además de Oviedo por el ministro titular Marcelo Hernández, definieron que éste último será el encargado de redactar la sentencia, “tarea que se realizará teniendo a la vista todos los antecedentes del proceso”, señaló la instancia.

En caso de que el Tribunal falle en contra del recurso de Andes Iron la empresa podría recurrir a la Corte Suprema, mientras que si acoge su solicitud la instancia tiene la facultad para retrotraer la evaluación ambiental del proyecto a una etapa anterior a su rechazo.

Antes de ser rechazado por el Comité de Ministros en agosto pasado, el permiso ambiental del proyecto de Andes Iron, firma controlada por las familias Délano Méndez y Garcés Silva, había sido desaprobado por la Comisión de Evaluación Regional de Coquimbo, pese a que el SEA de dicha región había recomendado aprobarlo.

El cierre de la causa se luego que la semana pasada, previo a la audiencia de conciliación que había sido convocada por el Tribunal, el gobierno decidiera desistir de participar del proceso y solicitara que la instancia dicte sentencia.

De acuerdo a un escrito ingresado el miércoles de la semana pasada por el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), que representa al gobierno ante el Tribunal, la decisión de no participar de la conciliación se debió a que “como el objeto de lo que se alega por parte de la empresa es la ilegalidad de un acto administrativo, creemos necesario un fallo del tribunal sobre la materia sometida a su decisión y no una conciliación entre las partes que puede, en definitiva, terminar agregando más incertidumbre a todo el proceso”.

Al respecto Marcela Cubillos, quien en su calidad de titular de Medio Ambiente preside el Comité de Ministros, explicó ese día, que si bien, y tal como lo ha indicado previamente, el gobierno considera que en la actualidad los procesos de evaluación ambiental tienen falencias, la opción de la actual administración es corregir esas fallas por la vía legal.

De lo contrario aseveró “corremos el riesgo de que se produzca más incertidumbre en los proyectos y, a la larga, terminar en una negociación directa y que todos procesos anteriores pierdan fortaleza”.

El proyecto Dominga es una iniciativa de hierro y cobre, que demandaría una inversión de US$2.500 millones, y se ubicaría en la comuna de La Higuera, en la Región de Coquimbo.