El superintendente del Medio Ambiente, Cristián Franz, afirmó que las empresas y titulares de Resoluciones de Calificación Ambiental (RCA), deben cambiar el modelo de relacionamiento con las comunidades cercanas a los proyectos que desarrollan, lo que incluye hacerlas partícipe de las ganancias que generan las empresas en la misma zona, siendo un elemento que se incluiría en el proyecto de asociatividad que este año el Gobierno enviará al Congreso, en el marco de la Agenda de Energía.

Luego de dar a conocer la Cuenta Pública 2014 de la Superintendencia, Franz dijo que el organismo está en permanente contacto con el Ministerio de Energía y con el Ministerio de Medio Ambiente para ver materias relacionadas con la asociatividad entre empresas y comunidades locales.

“Hoy las compañías saben que para poder operar deben contar con una licencia social, saben que constituye un imperativo ético el respetar y considerar a la ciudadanía en sus decisiones. Ya no basta con construir canchas de fútbol o ayudar a las sedes sociales. Es necesario respetar el entorno en el que están y respetar la calidad de vida de sus vecinos”, sostuvo la autoridad.

Franz indicó que en 2014 la Superintendencia realizó más de 10.500 fiscalizaciones, gestionando 112 procesos sancionatorios, de los cuales 30 finalizaron en multas que totalizaron $8.950 millones. El sector energético se ubica detrás de la minería y la pesca-acuicultura en la cantidad de fiscalizaciones que se le aplican desde la Superintendencia.

El superintendente formuló un llamado a los titulares de RCA para que sean “rigurosos en el cumplimiento de sus obligaciones ambientales”.

[SMA define protocolo técnico para regular contaminación lumínica]