(Pulso) La pregunta sin respuesta en torno a la minera estatal estos días es cuánto vale. La semana pasada, se conoció que Codelco consideraba su valorización en torno a US$50.500 millones, tomando en cuenta la ejecución de sus proyectos estructurales. Pero rápidamente salieron expertos a refutar esa cifra, como el banco alemán Commerzbank, que aseguró que la cifra estaría incluso por debajo de US$34.000 millones en la posición actual. Y según el analista de minería de Sanford C. Bernstein, Paul Gait, el valor sería incluso menor.

“Tomemos el caso de otra productora de cobre. Si miramos los número de Antofagasta, por ejemplo, tiene un valor de mercado de US$13.000 millones con ingresos del cobre para este año por US$5.700 millones. Si tomamos Codelco, que producirá 1.600 millones de toneladas de cobre, a US$7.000 por tonelada, generará US$11.200 millones de ingresos”, explica Gait, quien trabajó en Anglo American y ha estudiado de cerca la minera chilena. “Si lo ponemos en el mismo múltiplo nos da una valorización de US$25.000 millones para Codelco. La diferencia entre los dos es que Antofagasta es una operadora de menor costo que Codelco, por lo que si consideramos eso el rango estaría más abajo, en US$20.000 millones o incluso US$15.000 millones. Si tuviera que evaluarlo lo pondría en torno a US$20.000, ni cerca de los US$50.000”, dice.

Divergencias

¿Por qué se trata de una cifra tan distante de la establecida por la estatal?

El analista considera que hay dos factores clave. El primero, es que es probable que en Codelco estén usando una tasa de descuento menor que la de una empresa privada y que estén considerando el hecho de que no se financian con capital, sino con deuda, y así no tienen que responder las demandas del capital privado. Entonces, en lugar de tener una tasa de descuento de entre 10%-15% sería de 4%-5%. “Así da una valorización mucho más alta”.

El otro factor, según el analista, es que en Codelco pueden tener un pronóstico de precios mucho más alto a largo plazo, en relación al mercado, por lo que tendrían que tener esa previsión de precios para justificar su plan de inversión de capital.

En el mediano plazo, la firma de investigación espera una nueva ola de oferta de minas nuevas en Chile, Perú y África lo que implicará presión a la baja en el precio del metal rojo, aunque no se espera que caiga mucho más por las reservas estratégicas de China, que entraría a comprar el metal al mercado cuando llegue a US$3, lo que le da un piso. En este escenario, cuenta que un modelo que podría estar mirando Codelco sería la minera suiza Glencore Xstrata, ya que están creciendo con baja intensidad de capital, alejándose de mega proyectos, siendo muy frugales con su capital. “Se trata de maximizar la rentabilidad, de valor, no de toneladas ni de crecimiento del volumen. Es una cuestión de reducir los costos y elevar la rentabilidad y lo más importante, disciplina de capital”, dice Gait, agregando que “utilizar miles de millones de dólares de los contribuyentes chilenos para elevar el volumen, en un momento en que su posición de costos operacionales no lo justifica, no es una buena estrategia. Solo tenemos una cantidad limitada de toneladas en la tierra, si lo desperdician buscando precios a la baja, se habrá ido por siempre”.

Paul Gait: “Lo que queremos es que el precio sea más alto, no que el volumen sea mayor”

El analista de Sanford C. Bernstein, Paul Gait, reconoce que observa con cuidado a Codelco por su impacto en el mercado global de cobre, sus planes y cómo se está desarrollando la empresa.

¿Cómo evalúa el plan de expansión de Codelco?

No es una buena idea, ya que el mundo necesita una menor oferta de cobre en este momento, no una mayor oferta. Lo que queremos es que el precio sea más alto, no necesariamente que el volumen sea mayor.

¿Por qué?

Lo que quiero decir es que por cada tonelada que pones en el mercado se reduce el precio del cobre. Por cada nueva tonelada que se ofrece, el valor de cada otra tonelada se ve reducido. Chile produce cerca de 5,5 millones de toneladas al año. Mientras mejor sea el precio del cobre, mejor para Chile.

Por ejemplo, en 2011 el precio del cobre fue US$8.800 la tonelada, unos US$4 la libra. Ahora ha caído hasta US$3 la libra. Los totales facturados que pagó Codelco a Chile cayeron en ese período de US$6.000 millones a US$4.000 millones. La gran mayoría de esa caída no es atribuible a una declinación en volumen en ese período; Codelco pasó de 1,735 millones de toneladas de cobre a 1,647 millones de toneladas de cobre, perdiendo 100.000 toneladas. Pero que el precio cayera 50 centavos le sacó US$2.000 millones de las manos al Estado.

¿Qué espera este año?

Es probable que entre 2013 y 2014 se pierdan otros US$2.000 millones. Para 2015 se mantendrá estable. Pero si el cobre sube a US$4 la libra eso valdrá mucho más para Chile que cualquier aumento de volumen. Es mucho menos probable que el precio suba si solo haces miles de millones en gasto de capital intentando elevar el volumen en el mercado.

¿La estrategia es incorrecta?

Es completamente la estrategia incorrecta. Lo peor que puedes hacer en un escenario de menores precios es intentar acelerar el crecimiento del volumen para compensar la caída de precios. Hay que contenerse. Este el patrimonio de Chile. Si lo venden ahora, no podrán venderlo después. Debieran esperar hasta que exista un buen precio, un escenario de precios crecientes. Ahí es cuando se debe invertir.

¿Cuándo sería ese momento?

En dos o tres años.