En el marco del seminario “Políticas energéticas para el corto y mediano plazo: Desafíos de la energía”, organizado por Cigré, Alejandro Jadresic, decano de Ingeniería de la Universidad Adolfo Ibáñez, señaló que las reformas realizadas al sector eléctrico en el país “no son suficientes”, pues dijo que las “políticas regulatorias están haciendo agua, no dan el ancho para los problemas del sector”.

El académico fue el moderador del segundo bloque “Efectos de las políticas públicas en la industria eléctrica”, del evento que se realiza en el edificio de la Sofofa, instancia que contó con la presencia de empresarios y especialistas del sector.

Jadresic indicó que existen dificultades “para concretar proyectos de inversión en generación y transmisión”, por lo que planteó que es necesario conceptualizar el modelo energético nacional “de una manera mucho más amplia”.

Por su parte, René Muga, director ejecutivo de Generadoras de Chile, sostuvo que la Agenda de Energía es un avance en este tema, aunque aclaró que sus medidas todavía se deben materializar, especialmente en el nuevo trato de las comunidades.

De manera complementaria, Eric Ahumada, vicepresidente de Negocios de Transelec, señaló que ven con optimismo el eje sobre transmisión que plantea la agenda, lo que “es una posibilidad tremenda”.

Afirmó que uno de los desafíos del futuro es el desarrollo de un sistema troncal nuevo que debe pasar por la Región Metropolitana, por lo que dijo que el Estado debe abordar el tema de las “franjas troncales problemáticas”.

Precios y comunidades

En el seminario, Ricardo Miranda, gerente de regulación del Grupo Saesa, indicó que la forma de enfrentar los precios “pasa por el tema de energías de base”.

Mientras que Jorge Rodríguez, gerente general de Interchile, filial de la empresa colombiana ISA, destacó las medidas planteadas por el actual Gobierno, mencionando que se deben definir a los actores que quieren participar en las relaciones entre inversionistas y comunidades en torno al tema ambiental.

Por su parte, José Miguel Hernández, socio-director de Cubillos Evans Abogados, sostuvo que debe existir una regulación para tratar las relaciones con las comunidades, siendo este un desafío para los grandes proyectos energéticos.

A su juicio, otro reto es “la industria de la oposición y de los políticos”, argumentando que “hay una industria que depende mucho del provecho político que se le pueda sacar”, siendo este un punto que debe enfrentar el sistema regulatorio.