En la Conferencia Internacional de Minería, China 2005, que se inauguró ayer en Beijing el vice ministro de Tierras y Recursos Naturales, Wang Min, manifestó que desde principios del presente año la producción de los principales artículos minerales de China ha crecido a ritmo acelerado. De enero a agosto, la producción de carbón crudo fue de 1.145 millones de toneladas, lo que significa un incremento de 9,9% en relación con el mismo período del año anterior. La producción de petróleo crudo fue de 121 millones de toneladas, un incremento de 4,5% en relación con el mismo período del año anterior. La producción de gas natural fue de 31.892 millones de metros cúbicos, un incremento de 19,9% en relación con el mismo período del año anterior. La producción de minerales de hierro y la de hierro en lingotes fueron de 245 millones de toneladas y 211 millones de toneladas respectivamente, un incremento de 30% y 31,9% en relación con el mismo período del año anterior. La producción de 10 metales no ferrosos fue de 10.151.300 toneladas, lo que significa un incremento de 16,5% en relación con el mismo período del año anterior. De enero a septiembre, la producción de oro fue de 156,666 toneladas, lo que significa un incremento de 5,4% en relación con el mismo período del año anterior.

Paralelamente las importaciones y exportaciones de los artículos minerales del país también presentan una tendencia de desarrollo sano.

De enero a agosto, el volumen total del comercio de importación y exportación de los productos minerales y artículos relacionados llegó a 200.362 millones de dólares, lo que significa un incremento de 33,9% en relación con el mismo período del año anterior. Desglosando la cifra, 76.956 millones de dólares corresponden a las exportaciones; 123.406 millones, a las importaciones, un incremento de 45,7% y 27,5% respectivamente en relación con el mismo período del año anterior.

El rápido desarrollo de la minería de China provee garantía de abundantes suministros de materias primas para la industrialización y la urbanización del país, e impulsa al mismo tiempo el desarrollo de las economías regionales. En la actualidad China tiene más de 300 ciudades y poblados que se han desarrollado apoyándose en la explotación de recuros minerales. Entre ellas, 80 ciudades mineras tienen más del 10% de su producción industrial basada en la minería, hallándose dispersas en 25 provincias, regiones autónomas y municipios directamente subordinados al Gobierno central. Una gran cantidad de bases minerales de gran envergadura se radican en zonas remotas y poco habitadas, y su desarrollo contribuye al surgimiento de 426 poblados mineros como integrantes importantes del desarrollo urbanístico del país.

La Conferencia Internacional de Minería, China 2005, que se inauguró el día 15 en el Centro de Convenciones Internacionales de Beijing, es uno de los cuatro eventos más importantes del sector en el mundo. Cuenta con la participación de más de 900 funcionarios gubernamentales y representantes de los grupos transnacionales de minería de diversos países e instituciones, como el Banco Mundial, EE.UU., Gran Bretaña, Canadá, Australia, Sudáfrica y Finlandia. Discutirán con sus más de 600 colegas de China para explorar el camino de desarrollo sostenible del sector de minería del mundo.

En los dos días de su duración, se monta una exposición de minería, en la cual más de 100 empresas extranjeras y más de 50 empresas chinas presentan sus productos y sus avanzados equipos tecnológicos de minería.

Fuente/Diario El Pueblo en Línea (China)